El gran objetivo del Real Madrid en el mercado de fichajes sigue siendo Neymar. La operación por el brasileño, compleja y de difícil ejecución, continúa como prioridad e independientemente de quien sea el próximo entrenador. Además, el sueño del club blanco es juntar a la estrella de la Canarinha con Cristiano Ronaldo, tal y como publicó EL BERNABEÚ el pasado mes de febrero

Noticias relacionadas

El futuro del portugués no condiciona el interés del equipo madrileño en Neymar. El crack del PSG es un objetivo estratégico para el presente y el futuro de la entidad. En las últimas semanas, el brasileño ha vuelto a hacer llegar al Real Madrid su deseo de vestir de blanco la próxima temporada. El deseo del ex del Barça no ha cambiado y después del Mundial de Rusia se intentará dar los pasos definitivos en un fichaje que se está cociendo a fuego lento. 

Neymar, con la selección brasileña. Foto: Twitter (@neymarjr)

El principal escollo a salvar para el fichaje de Neymar por el Real Madrid es el emir de CatarTamim bin Hamad Al-Thani se ha tomado la situación del delantero como una cuestión personal y de momento no está por la labor de ceder lo más mínimo. Más allá de Al-Khelaifi, el traspaso al conjunto merengue es una cuestión de Estado. Entre Pini Zahavi, por parte del jugador, y Juni Calafat, por el Madrid, deben lograr que el PSG acepte negociar en los próximos meses. 

De todas formas, Florentino Pérez sabe que llevarse a Neymar al Santiago Bernabéu no será fácil y que la operación será larga. A pesar de ello, el club español está decidido a intentar el fichaje hasta el final de verano y agotar todas las opciones. El Madrid quiere y el jugador también, ahora todo pasa por convencer al emir de Catar. Si el PSG, finalmente, pone precio al brasileño, el presidente merengue cerrará el traspaso.