Dani Gómez celebra su gol al Sanse

Dani Gómez celebra su gol al Sanse

Cantera S.S. DE LOS REYES 2-2 RM CASTILLA

El Castilla suma un punto de oro ante el Sanse que le devuelve a los playoffs

El filial blanco consiguió un trabajado empata que le iguala a puntos con el Pontevedra en la cuarta plaza.

El Castilla sigue dando pasos importantes en su lucha por entrar en los playoffs de ascenso a Segunda División. Este domingo, los de Manolo Díaz tenían una cita importante ante un complicado rival, el San Sebastián de los Reyes. El filial blanco visitaba el campo de sus vecinos del norte de Madrid que durante toda la temporada ha estado en la mitad alta de la tabla y aspiraba a reengancharse.

El Sanse salió a por todas y no tardó en adelantarse. Fue en el minuto 3 de partido y el gol fue obra de Pablo Martínez. El conjunto madrileño no escatimó esfuerzos y mordió pronto para tratar de meter miedo al cuerpo del Castilla que no se dejó amedrentar. Ni diez minutos después llegó el tanto del 1-1, siendo Dani Gómez el autor.

Con el empate de nuevo en el marcador, el Castilla tomó el control del partido. El segundo gol de los mirlos estaba al caer y llegó justo antes de la media hora de choque, en el minuto 28. Fidalgo se encargó de mandar el balón al fondo de las mallas, pero el árbitro anularía el tanto de los blancos por fuera de juego. El centrocampista estaba en posición ilegal cuando recibió el pase entre líneas, acertando el colegiado con su decisión.

Luca falló en el segundo gol del Sanse

El gol anulado fue un palo para el Castilla y, sobre todo, aupó al Sanse en los minutos finales de la primera mitad. Agüero acabó encontrando premio justo antes del descuento, con ayuda de Luca Zidane, mandando el partido al descanso con ventaja para los locales y hundiendo al Castilla que se veía como se le podía escapar el partido. Quedaban 45 minutos por delante y Manolo Díaz tenía la misión de levantar la moral de los suyos al descanso.

El Sanse se metió en propia puerta el 2-2

El Sanse se metió en propia puerta el 2-2

El Castilla salió a por el gol, pero el Sanse no se lo puso fácil. El esfuerzo tendría su recompensa para el filial merengue, volviendo a poner las tablas en el luminoso a solo veinte minutos del final. El tanto llegó en una jugada a balón parado. Seoane colgó una falta y, para la mala fortuna del Sanse, uno de sus jugadores acabaría cabeceando el balón dentro de su propia portería.

Lo intentó el Castilla hasta el final para tratar de llevarse tres puntos de oro, pero se tuvo que conformar con uno que sabe a victoria ya que le devuelve a los puestos de playoffs. El Pontevedra cayó en casa del Adarve, quedando empatado a puntos con el Castilla. La próxima cita de los de Manolo Díaz será en el Di Stéfano ante un Coruxo que se juega muy poco en esta recta final de la temporada.