El Gran Premio de Turquía no ha empezado de la mejor manera posible para Carlos Sainz, que ha tenido problemas importantes en su monoplaza en la primera sesión de los entrenamientos libres. El piloto español ha visto como unos problemas eléctricos le relegaban a la parte baja de la clasificación.

Noticias relacionadas

En general, el viernes ha sido un día de mala suerte para Carlos, que no ha podido acumular vueltas en el trazado otomano, algo que siempre es últil porque ayuda a adaptarse al circuito y a obtener datos necesarios para encarar mejor la clasificación del sábado y la carrera del domingo. 

Más allá del tiempo, que evidentemente ha sido malo porque ha terminado clasificado en decimonovena posición, el hándicap de la mañana ha sido el reducido número de vueltas que ha dado el español y el no haber podido variar la composición de neumáticos utilizados, por lo que ha podido sacar muy pocas lecturas válidas de como se comportará el McLaren

Carlos Sainz en el GP de Turquía Twitter (@McLaren)

El día ha sido muy complicado para todos por las condiciones climatológicas y la situación de la pista. La suciedad y el hecho de que haya quedado bastante húmeda tras la helada de la pasada noche ha provocado que los pilotos no se hayan sentido cómodos y no han podido exprimir sus monoplazas como les hubiera gustado y como necesitan hacerlo para llegar con confianza y conocimiento a la carrera. 

El español ha sido uno de los peor parados del día con un problema eléctrico en el motor de su MCL35, el cual era reportado primeramente desde el box y que, posteriormente, le llevaba a tener que detener el coche. Desde el equipo realizaron una investigación de lo sucedido y le dijeron que lo mejor era parar el coche en la pista en una escapatoria segura. 

Carlos ya había comunicado anteriormente a través de la radio que no tenía dirección asistida, lo que dificultaba enormemente la conducción. De esta forma, acabó su sesión de entrenamientos a falta de 25 minutos para que se detuviera la prueba de forma oficial para todos los pilotos. 

La pena fue que Carlos no pudo probar un segundo juego de neumáticos cuando la pista había mejorado notablemente sus difíciles condiciones de los primeros minutos de la sesión de libres. Todos los pilotos comenzaron a bajar notablemente sus tiempos, pero el español tuvo que conformarse con seguir el progreso de sus rivales desde la distancia. Esto provocó que fuera cayendo puestos en la clasificación hasta el decimonoveno. 

Verstappen domina

Sin embargo, hasta el momento en el que todo iba bien y las condiciones de la pista eran  más adversas, el español había conseguido obtener buenas prestaciones del McLaren, ya que rodaba con el quinto mejor tiempo, solo superado por Verstappen, Bottas, Leclerc y Vettel. El holandés fue el mejor de la sesión de libres. 

Por su parte, los Mercedes decidieron salir a cubrir el trámite, conservar su mecánica y dar vueltas sin forzar su máquina para sumar kilómetros e ir cogiendo sensaciones con un trazado que puede ser clave para ellos, ya que Lewis Hamilton podría proclamarse campeón del mundo este fin de semana en Turquía.

Lando Norris fue séptimo con los neumáticos duros a más de dos segundos del tiempo de Max Verstappen con lectura positivas y no tan positivas. Las mala noticia fue el gran rendimiento de los Alpha Tauri, claramente por delante, y que podría mantenerse de cara a la carrera del domingo. Y la buena, es que Renault y Racing Point quedaron muy atrasados en la tabla, aunque se espera que mejoren considerablemente. Ricciardo fue decimoctavo, por delante de Sainz, y Stroll y Pérez estuvieron fuera del Top10. 

[Más información: Carlos Sainz revela el motivo que hizo a Ferrari decidirse por su fichaje]