Alejandro Blanco, presidente del Comité Olímpico Español (COE), ha animado a los deportistas afectados por la suspensión de actividad por el coronavirus a "sustituir el entrenamiento óptimo por el mejor entrenamiento posible" y ha señalado que, aunque comprende su inquietud respecto a la posibilidad de que la crisis afecte a los Juegos de Tokio, deben "confiar" en que el 24 de julio estarán todos desfilando en la ceremonia inaugural de los Juegos.

Noticias relacionadas

Preguntado por si deberían estar preocupados los deportistas por su participación en los Juegos de Tokio, el presidente del COE aseguro que "lo más importante debe ser confiar en que la decisión que tome el COI será la mejor para ellos, basada en criterios médicos. Y, ante todo, pensar que tenemos que vernos ese 24 de julio desfilando en la ceremonia inaugural de los Juegos Olímpicos en Tokio. Que estén tranquilos y sigan entrenándose con ese objetivo".

No habrá riesgo

El jueves se encendió la llama olímpica en Grecia y, aunque 24 horas después hubo que cancelar el recorrido por suelo griego por el riesgo de propagación de la enfermedad, fue un gesto de confianza. Para Blanco esto fue normal ya que "es lo que ocurre ante situaciones que no están totalmente previstas o controladas. Es así cuando la propagación ya afecta a más de la mitad de los países del mundo. Al deporte le afecta lo mismo que a la actividad general".

Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Reuters

Sobre la posibilidad de la suspensión, el presidente del COE volvió a ser muy conciso. "A día de hoy los deportistas están inquietos, pero hay que transmitirles que el COI no se va a permitir ningún riesgo. Así que deben intentar abstraerse de todo y seguir adelante con su preparación", explicó Alejandro Blanco.

También resolvía la duda de cómo entrenarán los deportistas ante el confinamiento general. "Hay que aguantar con lo que hay y solo queda seguir entrenando en la medida de lo posible. Para unos será más fácil que para otros, según su modalidad y según puedan utilizar su casa o no. En todos los casos hay sustituir el entrenamiento óptimo por el mejor posible. Como no podemos cambiar la situación, cada uno debe buscar cuál es la mejor forma de entrenar", sentenció el presidente del COE.

[Más información: El coronavirus, la 'Tercera Guerra Mundial' para el deporte: un parón sin precedentes desde 1944]