El 1 de mayo de 2019 fue el día en el que el mundo del fútbol dio un vuelco después de conocerse que Iker Casillas había sufrido un infarto durante el entrenamiento con el Oporto. La preocupación inicial dio paso el alivio al confirmarse que la intervención a la que se sometió el guardameta había salido bien.

Noticias relacionadas

El próximo viernes se cumple un año de aquel episodio. Casillas no ha vuelto a vestirse de corto y su vida ha cambiado mucho en estos últimos 365 días. De hecho, Iker confirmó su candidatura a la RFEF para pelear la presidencia de la Federación al actual dirigente Luis Rubiales.

Pero ahora el portero es noticia por un mensaje que ha publicado en Twitter y ha borrado pocos minutos después, tal y como ha publicado el diario MARCA. Una actuación extraña, ya que en este tuit no se lee nada comprometido, aunque las reacciones no se han hecho esperar.

"Semana importante para mí en lo personal, se acerca un día muy especial para mi vida. Se agolpan en mi cabeza muchos recuerdos, el primero aquel 12 de septiembre de 1999 cuando debuté como portero del primero equipo del Real Madrid. 4 días... #hace1año", escribió Iker Casillas.

¿Retirada?

Pese a la confirmación de su candidatura a la presidencia de la RFEF, lo cierto es que todavía no ha anunciado que cuelga las botas. Este tuit ha hecho pensar que podría ser el anticipo de ese anuncio de retirada. Durante los últimos doce meses, Casillas ha estado inmerso en un proceso de rehabilitación e incluso se ha llegado a hablar que podría volver a jugar a lo largo de 2020. Pero acaba contrato al final de este curso y ese momento podría acabar siendo el escenario de su adiós al fútbol en activo.

[Más información - Casillas: "Solo los médicos pueden decir lo que puedo o no puedo hacer"]