El entrenador del Liverpool, el alemán Jürgen Klopp, ha expresado este martes su esperanza de que los numerosos hinchas del equipo que han llegado a Estambul para presenciar este miércoles el partido de la final de la Supercopa de Europa contra el Chelsea "creen ambiente" para ayudarles a ganar.

Noticias relacionadas

"No hay mucha diferencia entre los hinchas locales y los que vienen de fuera, ahora estamos en Oriente Próximo y vendrán muchos de esos países, estamos abiertos a todos, es algo genial", dijo el entrenador alemán en la rueda de prensa en el estadio del Besiktas. "Espero que puedan crear ambiente, porque mañana necesitamos ayuda: el Chelsea es muy fuerte", dijo Klopp.

Destacó de su rival, sobre todo, que cuenta con una plantilla "realmente fuerte, joven y fresca", y además, agregó, "está Frank", en referencia al entrenador, Frank Lampard, que fue durante 13 años centrocampista del Chelsea, antes de tomar el mando como entrenador.

Frank Lampard, entrenador del Chelsea EFE

El técnico alemán destacó la reciente victoria del Liverpool contra el Norwich, el viernes, y agregó: "Todo está preparado para mañana. No sabemos cómo jugarán, ni ellos saben cómo jugaremos nosotros... ¡vamos allá!".

Klopp definió incluso el partido del domingo pasado contra el Manchester, en el que el Chelsea perdió 4-0, como "un buen partido", y aseguró: "Ellos estarán preparados al cien por cien, y nosotros también debemos estarlo".

Estambul, ciudad con historia red

Invocó también el llamado 'milagro de Estambul' de 2005, en el que el Liverpool conquistó la Champions en un partido épico contra el Milan en la ciudad del Bósforo, que iba perdiendo por 0-3 y que, después de igualarlo, resolvió a su favor en la tanda de penaltis.

"Sé lo importante que es el lugar, es un lugar especial para todo hincha del Liverpool, nadie puede olvidar 2005; pero, además, Estambul siempre es un buen lugar para jugar al fútbol, yo jugué una vez aquí contra el Galatasaray, pero también hay una gran comunidad de hinchas nuestros aquí, lo que lo hace especial para nosotros", dijo el alemán.

Visto bueno a la colegiada designada

Preguntado por el hecho de que el partido de este miércoles será arbitrado, por primera vez en la historia de la UEFA, por una colegiada, la francesa Stéphanie Frappart, Klopp respondió: "Por fin". "Era hora. Estoy feliz de poder ser parte de ello. Tener por fin a una mujer en un partido muy importante, es una decisión inteligente de la UEFA", abundó.

"Todos tenemos claro que no lo queremos hacer más complicado de lo que ya es todo juego de por sí. Mostraré mi mejor cara, que si no, mi madre me regaña. Es la primera vez, pero espero que no sea la última", dijo el entrenador germano.

[Más información: Horario internacional y dónde ver el Liverpool - Chelsea de la final de la Supercopa de Europa]