El coronavirus llegó al mundo y aterrorizó a la población. Detuvo la vida tal y como se conocía de golpe, sin previo aviso. Estancó la economía, el comercio, la educación, el turismo y por supuesto también el deporte.

Noticias relacionadas

Las prácticas deportivas, fueran en la modalidad que fueran, quedaron suspendidas hasta nuevo aviso en cuanto el mundo se dio cuenta de que lo del Covid-19 iba en serio, que era una pandemia terrible que dejaría millones de contagiados por todos los rincones del planeta. Dio igual que fuera fútbol, tenis, ciclismo, motor o baloncesto, todo quedó a su merced.

Algunos de estos deportes ya han vuelto, otros lo harán en breve, pero hay uno que ha sufrido un fuerte revés al quedarse, en Europa, sin su torneo más importante, la Euroliga. La máxima competición continental anunció su suspensión y, posteriormente, su cancelación definitiva hasta la próxima temporada, dejando sin resolver la fase regular y, por consiguiente, los playoffs y la Final Four, algo que sí hizo la Liga Endesa o que pretende hacer la NBA en unas semanas.

Todo hacía indicar que este parón y la crisis que se avecinaban harían de este mercado estival un periodo a la baja, de pocos fichajes, de cesiones y sobre todo de renovaciones para apuntalar plantillas que no podrían pescar fuera. Sin embargo, ha sido todo lo contrario, ya que equipo como Milán o CSKA han decidido montar sus imperios en el verano del Covid-19 demostrando que la Euroliga se ha olvidado de la crisis.

Un Madrid en reconstrucción

Precisamente, si hay un equipo que todavía no ha hecho grandes movimientos es el Real Madrid. Cierto es que la plantilla de Pablo Laso tiene una calidad inmensa, pero el fracaso de la eliminación en la primera fase de la fase final excepcional de la Liga Endesa podría haber llevado a los dirigentes de la sección a agitar un poco la coctelera para avivar la llama de un vestuario veterano.

Real Madrid de baloncesto en la fase final de Valencia ACB

Sin embargo, salvo sorpresa, no parece que los blancos vayan a protagonizar ningún gran fichaje, aunque hasta que arranque la próxima temporada todo puede pasar. Lo que sí han hecho ha sido ir reconstruyendo poco a poco la plantilla, cerrando renovaciones y resolviendo el caso de los cedidos.

Tras las renovaciones de Jaycee Carroll y Felipe Reyes, esta última aun no es oficial pero sí existe un principio de acuerdo entre las partes, se ha decido dejar salir a Klemen Prepelic, que tras quedar libre, ha puesto rumbo a Valencia Basket. En el lado opuesto de la balanza se encuentra Carlos Alocén, jugador propiedad del Real Madrid cedido en Casademont Zaragoza y que todo hace indicar que llegará al equipo de Laso.

En cuanto al capítulo de salidas, los rumores han apuntado hacia direcciones como Jeff Taylor o Fabien Causeur, pero todo hace indicar que quienes realmente están más fuera que dentro son Jordan Mickey y Nico Laprovittola, dos fichajes del verano pasado que no han dado el rendimiento esperado.

En cuanto al capítulo de llegadas, además de la de Alocén, el Madrid tiene atado al pívot Ante Zizic, que llegará para sustituir a Mickey, y tiene el ojo puesto en Alberto Abalde, el cual estaría muy cerca de llegar desde Valencia.

El punto más delicado que tiene el Madrid en este mercado es el de la salida de Facundo Campazzo a la NBA. El argentino es el líder sobre el que se sostiene el equipo y su marcha supondría una catarsis en los de Laso, que se verían obligados a cerrar un fichaje galáctico con cierta prisa. Por ello, el club ya ha contactado a Kostas Sloukas, que ha salido de Fenerbahçe y que ahora mismo se debate entre Madrid y Olympiacos. Los nervios en el conjunto blanco son tales que incluso se podrían lanzar a por el griego a pesar de que Campazzo no terminase saliendo este año.

Kostas Sloukas, durante un partido con el Fenerbache REUTERS

El otro asunto que podría complicar la planificación de la plantilla merengue sería la salida de Gabriel Deck rumbo también a la liga americana. El alero, al que sería difícil sustituir, tiene una cláusula de salida mucho más baja que su compatriota, por lo que la posibilidad se encuentra abierta.

Jasikevicius también quiere su galáctico

Otra de las grandes plantillas en Europa es la del FC Barcelona. El equipo culé ya reventó el mercado el pasado verano con las contrataciones de jugadores como Nikola Mirotic, Alex Abrines, Cory Higgins o Bradon Davies. Sin embargo, una temporada sin títulos después de un desembolso tan grande han provocado que en el conjunto blaugrana se intente crear un nuevo proyecto.

Por ello, el fichaje más ilusionante está en el banquillo, ya que, tras la salida de Pesic, Sarunas Jasikeviciuses el nuevo entrenador del Barça. Los primeros movimientos ya se han producido con la salida de jugadores como Tomic y Pau Ribas. Antes salió Delaney, que no llegó a jugar la fase final excepcional de la Liga Endesa.

Para suplir la baja del base, desde la secretaria técnica de Can Barça se pusieron manos a la obra para cerrar el fichaje de uno de los mejores bases de Europa, Nick Calathes, que ya ha anunciado que deja Panathinaikos y que no tardará en hacer oficial su llegada al Palau.

Calathes penetra en la zona del Barcelona Agencia EFE

Además, el cuadro culé está tratando de cerrar la llegada de un jugador interior de máximo nivel que acompañe a Davies, Mirotic y Oriola. Los primeros intentos han ido dirigidos hacia Jan Vesely, pero el jugador de Fenerbahçe parece que no saldrá este año de Turquía.

Mientras tanto, en Barcelona siguen gestando un fichaje que tendría un carácter más emocional que deportivo, la llegada de Pau Gasol a sus 40 años con la intención de firmar los dos últimos años de su carrera profesional en el equipo de toda su vida. Un fichaje que, a pesar de su edad, podría dar un nivel estelar al conjunto azulgrana, algo que ya han intentado hacer con renovaciones como la de Oriola o Kuric.

Messina y el megaproyecto de Milán

Si hay un equipo que se ha movido y de qué manera en este breve mercado de fichajes ha sido Olimpia Milán. El conjunto italiano parece no haberse enterado de la cancelación de la temporada, de la reducción de sueldos o de la crisis económica porque ha emulado lo que realizó el Barça el verano pasado.

En el mercado del Covid-19, el equipo de Messina ha cerrado, y sigue cerrando, un proyecto galáctico con fichajes de un nivel altísimo para intentar el asalto al título de la Euroliga la próxima temporada. A la llegada en años anteriores de jugadores como Sergio Rodríguez se han unido jugadores de un talento y una experiencia extremas, en una clara apuesta de todo o nada por parte de la dirección milanista.

Ettore Messina en su etapa en el Real Madrid. EFE

El primero en llegar, tras su salida del FC Barcelona, fue Delaney. El base ex de Lokomotiv entre otros formará una dupla fantástica junto al ‘Chacho’, en lo que será la unión de dos de los jugadores más talentosos de Europa.

Tras el antiguo jugador del Barça llegó el mítico pívot del CSKA Kyle Hines, dispuesto a dominar la zona para apuntar el juego interior de los de Messina tras la baja de hombres como Scola. A su lado podrá estar otro enorme jugador, este llegado desde Fenerbahçe, Luigi Datome, una de las estrellas del equipo turco que aterriza en Milán para seguir dando forma a este magnánimo proyecto.

Hines, ante Anadolu Efes Reuters

El capítulo de llegadas no se ha quedado ahí, ya que Olimpia ha conseguido firmar también a un anotador como Kevin Punter, y sigue sondeando el mercado en busca de más refuerzos. El último en sonar y que podría estar muy cerca de vestir de rojiblanco es Zach Leday, un nuevo integrante para la pintura procedente de Zalgiris.

CSKA echa el resto

Tras el increíble equipo que está formando Olimpia Milán, el equipo ruso del CSKA ha decidido no quedarse atrás y meterse también en la lucha por los fichajes más llamativos y caros del verano. Otro conjunto con potencial económico y que parece no estar notando la crisis que no quiere perder comba en Europa.

La primera gran hazaña del cuadro moscovita fue la renovación de Mike James. Su máxima estrella había comunicado que este verano saldría de Rusia como agente libre para poder decidir su futuro, pero finalmente ha terminado sucumbiendo y ha vuelto a renovar para ser el líder de un proyecto poderoso.

Olympiacos vs Real Madrid GEORGIA PANAGOPOULOU Agencia EFE

CSKA ya había sufrido la salida de hombres importantes como Higgins el año pasado y como Hines este mismo año, por lo que se vio obligado a hacer un esfuerzo por el base y a romper el mercado con una llegada de altos vuelos. El elegido fue el ex de Olympiacos Milutinov. El serbio será la nueva referencia en la pintura e intentará liderar al equipo cuando Mike James no se encuentre en cancha.

Otra de las trabajadas renovaciones que ha conseguido cerrar el equipo ruso ha sido la de Darrun Hilliard, para poder centrarse de nuevo en el capítulo de llegadas. Los de Itoudis tienen su mira puesta en el campeón de Liga Endesa, Kirolbet Baskonia, y pretenden pescar por partida doble.

Shengelia intenta defender una acción ACB

Justo al comienzo de la fase final de la ACB, muchas informaciones apuntaban a que sería la última competición de Tornike Shengelia con los vitorianos, ya que su llegada a Moscú estaría prácticamente cerrada. Sin embargo, ‘Toko’ podría no ser el único en llegar, ya que CSKA le interesa también el MVP de la final, el base argentino Luca Vildoza, muy cotizado tras su nivel en el torneo. Al igual que Milán, el CSKA se ha reforzado muy bien en apenas unas semanas y todavía sigue en el mercado trabajando en cerrar alguna incorporación más de relumbrón.

Fenerbahçe: Kokoskov y permanencia

El Fenerbahçe, uno de los grande equipos de Europa en los últimos años, ha pasado un auténtico calvario esta temporada. Con muchas bajas, problemas económicos y con unos resultados pésimos, el conjunto turco se ha convertido en un polvorín del que no solo han salido estrellas.

Tras ser apeado de su dominio por el Efes, el otro gran equipo de Estambul ha visto como la delicada situación económica destrozaba una plantilla increíble. La imposibilidad de pagar a sus estrellas les ha obligado a rescindir el contrato de jugadores como Kostas Sloukas, a perder referentes como Obradovic y lamentar salidas como la de Datome.

Zeljko Obradovic, entrenador del Fenerbahce EFE

Tras la marcha de Zeljko, ha llegado al equipo Kokoskov, cuya mayor misión será rearmar un equipo con muchas bajas y que solo tiene como buenas noticias la permanencia, al menos de momento, de dos jugadores muy cotizados en Europa.

Tras muchos problemas financieros, parece que la situación en el club se ha estabilizado en cierto modo y se puede asegurar la continuidad de Nando De Colo, pretendido por Valencia Basket y en la agenda de equipos como el Real Madrid, y de Jan Vesely, que ha sonado para algunos equipos como el Barça.

Nando De Colo después de un partido con Fenerbahçe Instagram (nandodecolo)

Los turcos han tenido desgracias hasta en el capítulo de llegadas, ya que, tentaron con una oferta económica poderosa a Klemen Prepelic antes de firmar por Valencia Basket, pero llegaron tarde ya que el esloveno ya había dado su palabra al equipo taronja y no quiso romperla a pesar de la llamada de un grande de Europa.

Valencia y Baskonia se suben al tren

Los equipos españoles no han sido ajenos a este principio de mercado tan movido y han querido pescar en río revuelto cuanto antes para intentar dejar cerradas sus plantillas cuanto antes para no verse abocados a fichar a la desesperada en las fechas finales del mercado.

En el caso de Valencia Basket, su primer gran movimiento fue la renovación de Jaume Ponsarnau. Tras el buen nivel mostrado en la fase final de la Liga Endesa en la que rozaron el pase a la final, el técnico taronjacontinuará sentado en el banquillo de La Fonteta al menos un año más.

En el capítulo de llegadas, el equipo valenciano ha sabido moverse rápido y bien para poder sumar refuerzos de mucha calidad que le intenten consolidarse en Europa y luchar por una plaza de playoffs. El primero en llegar fue el citado Klemen Prepelic, que tras aclarar su situación con el Real Madrid llegó libre a la capital del Turia.

Prepelic intenta driblar a la defensa de Baskonia ACB

Otro gran fichaje para el conjunto de Ponsarnau ha sido Derrick Williams. El potente jugador procedente de Fenerbahçe dará un salto de calidad enorme a los valencianos en esa lucha por ser cada más temidos en Europa.

En cuanto a las renovaciones, la más destacada ha sido la de Louis Labeyrie, a falta de que se cierren de manera definitiva las renovaciones de jugadores como Fernando San Emeterio.

Quienes de momento también seguirán vestidos de naranja son Quino Colom y Sam Van Rossom, situados en la puerta de salida hace unos días pero que parecen haber cobrado enteros tras la dificultad del club de sumar un base de garantías. De Colo sigue siendo el sueño de Valencia Basket.

La salida más importante hasta el momento ha sido la de Jordan Loyd rumbo a Estrella Roja a pesar de su gran fase final. Desde la Fuente de San Luis no han dado por cerrada la plantilla aun y siguen sonando nombres como el de Jordan Mickey o Anthony Gill. La salida de Abalde también podría provocar cambios en los planes de Jaume Ponsarnau.

Dusko Ivanovic y el banquillo de Kirolbet Baskonia celebra una canasta en la final de la ACB ante el Barcelona ACB

Y por parte del campeón de la Liga Endesa también ha habido algunos movimientos interesantes. Los baskonitas han ampliado por un año más su vinculación con Dusko Ivanovic, y el técnico ya está diseñando su plantilla para el próximo curso defender título y subir enteros en la Euroliga.

El gran fichaje de Baskonia hasta el momento ha sido el del alero lituano Rokas Giedraitis, relacionado también con el Real Madrid ante la posible salida de jugadores como Deck o Taylor. Sin embargo, el ex del Alba Berlín llega para reforzar la plantilla de Kirolbet.

Giedraitis en un partido con el Alba Berlín Instagram (giedraitis13)

Los blaugranas no se han prodigado mucho en el capítulo de llegadas, aunque tienen en su punto de mira otro conocido de la Euroliga como Alec Peters con el que estarían muy cerca de llegar a un acuerdo para reforzar su juego exterior.

Baskonia tiene la obligación de seguir activo en el mercado si finalmente se consuman la salida de hombres importantes como Shengelia o Vildoza, aunque las únicas bajas confirmadas hasta el momento son las de Matt Janning y Michael Eric. Quien también podría salir, rumbo al ambicioso proyecto de Milán es Shavon Shields. Por su parte, quien sí ha renovado tras hacer una excelente fase final ha sido el pívot Ilimane Diop.

[Más información - El Real Madrid de Laso y la complicada renovación: 30 años de edad media y un mercado 'imposible']