La participación de Chelo García Cortés (68 años) en ¡Quiero dinero!, el nuevo formato de tipo concurso de Sálvame, le puede comenzar a pasar factura e iniciar algunos enfrentamientos con sus compañeros. Así ha ocurrido con su compañera y amiga, Gema López (49), que terminó muy molesta con ella tras responder, sin un aparente atisbo de duda, una pregunta sobre su vida personal por la cifra de 400 euros.

Noticias relacionadas

Asimismo, apenas unos días antes, la concursante tomaba la decisión de quemar una fotografía de su gran amiga, Isabel Pantoja (64), por 100 euros. Eso sí, aunque en ambos casos aceptó el reto y el marcador del dinero aumentó, acabó llorando y justificando que tenía que aceptar. Y, ahora, ha sido el turno de María Patiño (49).

patiño salvame Telecinco

Hace apenas unos días, ambas hacían las paces en directo mientras la presentadora de Socialité reconocía no haber estado lo suficiente junto a Mila Ximénez (68) tras haber confesado que padece cáncer. Fue tal el compromiso que comenzó Patiño con su gran amiga que, incluso, se la ha captado acompañando a la exconcursante de Supervivientes a sus citas médicas. Algo parecido le ha ocurrido con Chelo. La amistad entre ambas estaba menguando en los últimos tiempos y ahora parecía volver con fuerza, con ímpetu y, ahora, podría torcerse de nuevo. ¿El motivo? El espacio ¡Quiero dinero!.

La periodista tuvo que presenciar cómo Chelo aceptaba presentar su espacio de actualidad de fin de semana, Socialité, algo que no le ha sentado nada bien a Patiño. De hecho, la colaboradora recalcaba que, para ella, su trabajo es muy valioso hasta el punto de matizar que, después de su familia "puede que sea lo más importante", recalcó Patiño. Sin embargo, eso no fue todo; Jorge Javier (50) informaba a María que ese día su sueldo como presentadora iría para Chelo, ya que iba a hacer su trabajo.

Chelo García Cortés presentará 'Socialité' en lugar de María Patiño Mediaset

María Patiño intentó aportarle humor a la decisión de su amiga alegando que: "El sábado me puedo levantar más tarde, irme al gimnasio y luego a la peluquería".

Sin embargo, cuando el presentador de Sálvame sugirió que el programa le iba a proponer grabar como ella veía el espacio desde su casa presentado por su gran amiga Chelo, la periodista respondió de manera tajante que no. "No lo voy a ver, me sentiría humillada. Ya que me quitan mi programa, voy a ser egoísta y dedicar el día a mis cosas".

María volvía a explicar que para ella su trabajo es muy importante y no es solo ponerse delante de la pantalla sino "currarse los temas y estar informada de todo, dar ideas y motivar a un equipo". Tan solo queda ver cómo desempeñará esta función Chelo García Cortés, quien ha confesado muchas veces que ser presentadora de un programa nunca ha sido una inquietud en su vida.

[Más información: ¡Quiero dinero!, el reality que pone precio a tu dignidad: el desesperado cartucho contra Pasapalabra]