No hay día que Terelu Campos (55 años), Carmen Borrego (54) o Alejandra Rubio (21) no luzcan gafas de sol cuando son vistas por la calle. Es un complemento intrínseco a los miembros de la familia Campos y en ello tiene mucho que ver Alejandro Rubio (60).

Noticias relacionadas

El empresario, con el que Terelu se casó en 1998 y se divorció en 2003, es propietario de Optimarket, el macroalmacén de gafas de sol y graduadas más grande de España. Se trata de un gigantesco outlet situado en la localidad madrileña de San Sebastián de los Reyes. Alejandro vio la oportunidad hace años de crear en la capital un lugar en el que encontrar a buen precio el accesorio más demandado por las celebrities internacionales y decidió centrar las mejores marcas del sector en un mismo establecimiento todo ello envuelto con ofertas muy atractivas. Así consiguió el éxito del que goza hoy en día.

Alejandra Rubio en la tienda de óptica de su padre. RRSS

El exyerno de María Teresa Campos (79) es un hombre de negocios muy bien posicionado que tuvo muy buena vista a la hora de levantar su empresa en el momento preciso. NY CreativeRetail S.L es el nombre de la compañía que preside y con la que factura millones de euros al año que se reparten entre él y sus hermanos, pues es una apuesta familiar desde su creación.

Las gafas de sol se han convertido en el producto que más alegrías otorga a Alejandro Rubio y en consecuencia también a su hija, Alejandra, quien nació fruto de su matrimonio con Terelu. La joven es una fiel admiradora del trabajo de su padre y del citado complemento solar, por lo que posee una amplia colección de gafas que guarda como auténticos tesoros en su hogar, pues todas las que tiene pertenecen a firmas de alta gama.

Ante el fetiche de Alejandra, su padre suele recurrir a este accesorio cuando tiene que hacerle un regalo, pues sabe que será todo un acierto y él no tiene más que acudir a su macrotienda y elegir una entre las más miles de ellas que se exponen en el lugar. Sin embargo, desde esta primavera, el empresario también tiene a su disposición nuevos productos en su catálogo. El negocio de Rubio García ha decidido diversificar su propuesta y ampliar su oferta de venta.

La famosa tienda óptica de Alejandro vende también a partir de ahora viseras de marcas de lujo y otro tipo de accesorios muy en tendencia para el verano. Piezas que aunque están pensados para cubrirse del sol, son opciones muy diferentes y novedosas en comparación con las gafas de sol.

Entre estos nuevos productos existe uno muy especial. Concretamente, se trata de la pieza que ha cautivado a su hija. La joven colaboradora de Viva la vida ha caído rendida ante una visera de Christian Dior. Y es que no es un producto cualquiera. Como todo lo que que posee la tienda de Alejandro Rubio, éste es un producto de gama alta, que está actualmente a la venta en la web oficial de la prestigiosa firma francesa por un precio de 560 dólares, lo que equivale a 460 euros. Este visor lleva el nombre de DIOR CLUB V1U y es una pieza que ha estado muy presente en las últimas pasarelas de moda de Dior, por lo que está de plena actualidad, y sin embargo, puede adquirirse en la óptica favorita de la familia Campos por un precio menor al original. Estar al tanto de las tendencias y ajustar los precios es precisamente la clave del éxito del exmarido de Terelu.

Su hija, su mejor embajadora

Alejandra Rubio, tras comenzar de forma tímida en el mundo de los medios de comunicación -cabe recordar su aparición pública en la fiesta de su 18 cumpleaños donde sufrió incluso ansiedad y no pudo evitar llorar-, ha conseguido hacerse un hueco en el universo televisivo con destacable éxito.

La joven se sienta cada fin de semana en Viva la vida para ejercer de colaboradora y poco a poco ha ido evolucionando hasta ser un rostro habitual de la esfera mediática. Esta exposición, cada vez más consolidada, ha logrado que sume seguidores en sus redes hasta alcanzar la cifra de los 229.000 followers que acumula actualmente. Un número de fans importante para ayudar a su padre a dar voz a su negocio.

La hija de Terelu y Alejandro hace las veces de modelo e influencer de cabecera de Optimarket. Comparte fotos y vídeos de las últimas piezas que llegan a la tienda y da visibilidad a los periodos de rebajas y de fiestas señaladas como Navidad, San Valentín o Día de la Madre/Padre, cuando todos buscan qué regalar a sus seres queridos. De esta forma, Alejandra se ha convertido en la mejor embajadora de la empresa, promocionando gafas de sol y complementos y luciéndolos a menudo en sus salidas diarias, eventos o publicaciones de Instagram.

[Más información: Alejandro Rubio, el exmarido de Terelu, tiene buena vista para los negocios]