"¿Es cierto que fuiste amante de Vicente Patuel mientras estaba casado con Carmen Sevilla (90 años)?", ha sido la pregunta que le han hecho a Lely Céspedes en Sábado Deluxe. La invitada respondía "Sí", y el polígrafo aseguraba que decía la verdad: "Yo no he tenido ninguna relación con él, no me he acostado con él, no ha habido sexo, pero ha sido un infierno y todo el resto de mi vida me ha acompañado ese infierno. Se obsesionó conmigo de tal manera que me sentí cohibida de libertad", ha asegurado. 

Noticias relacionadas

Lely ha asegurado que le ayudó económicamente con dinero, mientras que ella tenía que hacer lo que le pedía: "Me montó un piso para que yo estuviera ahí encerrada. Yo siempre he tenido la carga de que en mi familia no han ido bien las cosas, por aquel entonces estábamos en la ruina, me puse de carga llevar a la familia adelante. Cuando empecé con el Telecupón, como estábamos tantas horas aquí, le explicaba todos mis problemas a Agripina y me dijo 'tengo la solución a tus problemas, el marido de Carmen Sevilla está obsesionado contigo'. Pero es que a mí me daba asco, tenía 19 años".

Lely Céspedes en el plató de Telecinco durante su polígrafo. Mediaset

Según Lely, estos hechos sucedieron cuando Vicente estaba con Carmen Sevilla y le aseguraba que no le iba a faltar de nada mientras hiciese lo que él le pedía: "Me dijo que él quería esperar a que yo creciera, tendría por aquel entonces 62 años. Entonces monta un piso y me dice que me puede ayudar con mi familia, que tiene mucho poder en la tele, que si no le espero me hunde, que no iba a tener salida... me invita primero a cenar. Yo me sentía como una mierda. La propuesta es que poco a poco le voy a ir cogiendo cariño y que él me iba a esperar porque iba a ser la mujer de su vida. Él me dijo que si accedía a estar con él íntimamente tendría de todo. Me puso detective privado, solo podía ir al bingo con Agripina, esa era mi única salida los fines de semana. Me dijo que no podía salir de ese piso".

Lely tiene muy mal recuerdo de esa época, le ha pasado factura todo lo que llegó a hacer: "Sufrí muchas vejaciones, mucho daño, le tenía que dar las bragas, por ejemplo, y cosas muy fuertes. Tenía que embotellar los líquidos de mi cuerpo. Nosotros quedábamos entre Málaga y Ciudad Real, ni siquiera he dormido con él al lado. Esta situación duró un año y medio, se rompe porque yo no puedo más. Con el dinero que me da hacemos una empresa familiar de salmón ahumado, pero este señor siguió detrás de mí. Luego estuvo con otras mujeres, estuvo con una alemana y me llamaba y me decía 'mira la casa que le he comprado'".

Vicente Patuel en una imagen de archivo. Europa Press

De hecho, Lely ha contado una anécdota que les ocurrió, y por lo que Carmen Sevilla se enteró de que su marido hacía estas cosas: "Nos hicieron unas fotos. Una vez que me mandó un taxi para que le diese una botella y luego compró las fotos. Se enteró Carmen Sevilla".

[Más información: Carmen Sevilla cumple 90 años: así lo celebrará en su residencia en compañía de Moncho, su gran amigo]