Cayetano Rivera Ordóñez (42 años) ha reaparecido en medio del escándalo tras la publicación de sus imágenes con una amiga paseando por Londres. Justo el mismo día en que las instantáneas han visto la luz, el diestro ha llegado a España procedente de Perú. El torero se tomaba unas vacaciones hace una semana tras torear en Lima y disfrutaba de unos días en Cuzco para hacer la Ruta Inca hasta 'Machu Pichu'. 

Noticias relacionadas

Nada más aterrizar al filo del mediodía en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid Barajas, Cayetano, que siempre suele discreto y muy poco dado a hablar, estallaba tras ser noticia por unas fotografías de Semana. Nada más llegar a la altura de la prensa, sentenciaba: "Voy a demandar a todo el mundo". Y es que para el torero, lejos de las especulaciones y de la complicidad evidente que se respira en las fotos, "está todo claro, está todo clarísimo". 

Cayetano, muy enfadado, hablando con los medios. Gtres

Cayetano no ha dudado en compartir su opinión y defender su honor y la intromisión al honor que ha sufrido: "Si piensan que la Justicia es tonta, y que no saben que de no ser por las especulaciones tan dañinas que se han hecho sobre mi persona no hubiesen comprado/publicado esas imágenes nunca, es porque tienen un concepto de la Justicia muy diferente al mío". Y asegura que en su objetivo hay varios frentes: "No son los únicos a los que voy a demandar: fotógrafos, redactores, colaboradores, consejeros delegados, a todo aquel que tenga una responsabilidad".

Además, el diestro ha querido reflexionar sobre lo que ha supuesto para su entorno estos días tan convulsos informativamente: "Es un daño a mi familia, a mí, a mi honor, a mi intimidad y a mi privacidad". Más tajante que nunca y tirando de estoque, sentenciaba: "Mucho daño a mi familia, no me voy a quedar callado ni ahora ni nunca". Sobre cómo se encuentra su mujer Eva González (39), ha añadido: "Como entenderéis no es agradable para nadie".

La versión de su hermano: "Es una barbaridad"

Francisco Rivera en 'Espejo Público'. Antena 3

Su hermano, Francisco, ha aprovechado este miércoles su participación en Espejo Público para romper su silencio. Muy serio, y cuando se le ha interpelado directamente por su opinión, Francisco ha sido contundente: "Es un escándalo. De un rumor se hace una noticia. Es una amiga, que la agarras por la cintura, y tienes que aguantar que te llamen infiel, desleal, traidor. Las barbaridades que se han dicho de mi hermano estos días... ¿Por qué?, ¿por esas fotos?". En esa línea, continúa explicando: "¿Os habéis parado a preguntar quién es esa chica? Yo no vengo a dar explicaciones porque no me corresponde. Todo son 'fuentes cercanas, me dicen'... Eso a mí me suena. Las fotos no dicen nada, dicen los comentarios que se han dicho".

Los colaboradores del programa han querido saber si ha hablado con su hermano Cayetano, y Francisco no ha dudado en responder desde la sinceridad: "Cayetano está muy dolido, muy indignado, va a emprender acciones legales, y no entiende nada de lo que está pasando. Es una amiga. Cayetano estaba en Perú, que se fue a torear y luego a hacer un viaje por Perú. Las fotos le han pillado viajando. Si él tiene que dar alguna explicación a alguien es a Eva, que entiendo que se la ha dado, y no ha pasado nada. Pero aclaro, si se la tiene que dar, que son unas fotos que no dicen nada".

Con este escándalo como telón de fondo, la impotencia que siente Francisco es un hecho y así lo explica ante Susanna Griso (50): "Es que es una barbaridad. La indefensión nuestra es brutal. Una pena. Con estas fotos se pretendía, desde el minuto uno, que saliesen. Se cuenta que este supuesto paparazzi es un hombre de paja para un tercero, que es el que de verdad quiere mover esas fotografías". 

[Más información: Primeras palabras de Francisco Rivera tras las fotografías de Cayetano con otra mujer]