Tenía todos los 'tips' para triunfar y así ha sido. Si su nombre no te suena es que no vives en la Tierra o es que nunca has entrando en Instagram, donde se postula como la reina de la red social de las fotos instantáneas. Rocío Osorno (30 años) es una mujer que se ha hecho a sí misma. Emprendedora, creativa y con un gusto especial para la moda combinado con su espontánea naturalidad, la influencer ya ha conseguido llegar al corazón de más de 735.000 personas, que la siguen de forma infalible.

Noticias relacionadas

Y parece que lo suyo va cuesta abajo y sin frenos, pues a este ritmo Rocío podría coronarse con el millón de followers antes de que termine 2018. Al frente de su propia empresa (Rocío Osorno Costura) desde hace más de cinco años, la sevillana ha sabido utilizar las redes sociales para exhibir no solo las piezas de moda de las firmas con las que colabora habitualmente sino también las suyas propias.

Las marcas se la rifan y con el exceso de trabajo y el devenir de sus nuevos acontecimiento personales ha decidido seleccionar minuciosamente a qué evento acude. El último en el que se la pudo ver tuvo lugar en Gran Canaria, concretamente en el contexto de la moda cálida, donde compartió front row con Georgina Rodríguez (24) y su compañera de profesión e íntima amiga Ana Moya.

De izquierda a derecha: Rocío Osorno, Ana Moya, Josie, Georgina Rodríguez y Miranda Makaroff Gtres

A su plenitud profesional ahora se suma una nueva alegría. Rocío ha anunciado que se encuentra embarazada de su primer hijo junto a su pareja, Coco Robatto"¡¡¡Estoy embarazada!!! ¡¡No sabéis las ganas que tenía de contarlo, pero quería esperar a pasar el primer trimestre!!", comentó a través de sus redes sociales.

Además quiso añadir que "estoy exactamente de 15 semanas, apenas se me nota, de hecho, por la mañana, cuando me despierto, me da hasta miedo porque tengo el vientre totalmente plano". La publicación de su embarazo ha roto todos los cánones y el impacto de su imagen más natural en una puesta de sol ya ha recibido el like de más de 147.000 personas y casi 9.000 comentarios.

Una buena nueva que viene a remolque de otra. Y es que hace unas semanas la propia Rocío compartía con sus seguidores que su novio, Coco, la había sorprendiendo pidiéndole matrimonio en un lugar indeterminado de Brujas (Bélgica), una ciudad desde entonces especial para ambos.

El anillo lo componen dos preciosos rubíes firmados por la casa Ansorena, los tradicionales joyeros de la Casa Real española desde el reinado de Alfonso XIII hasta el de Felipe VI (50). Entre los mediáticos pedidos del rey de España se encuentra la tiara que el entonces príncipe regaló a su esposa, Letizia (45), con 450 diamantes talla brillante y cinco pares de perlas australianas por valor de 50.000 euros. Y de reina a reina. Y de Ortiz a Osorno