Martin Bashir (58 años), el periodista que logró la explosiva entrevista con Diana de Gales en 1995 para la BBC, asegura que "nunca" quiso "hacer daño" a la princesa y sostiene que no cree que esa exclusiva mundial la perjudicara, en declaraciones difundidas este domingo por The Sunday Times.

Noticias relacionadas

Bashir recurrió a tácticas "fraudulentas" -como falsificar documentos o extractos bancarios- para acceder a Lady Di a través de su hermano, el conde Charles Spencer (57), y persuadirle para que revelara públicamente intimidades, como las infidelidades de su entonces esposo, Carlos de Inglaterra (72), de quien estaba separada pero no divorciada.

La manera de proceder del reportero, que la pasada semana dejó la BBC alegando problemas de salud, es duramente criticada en un informe independiente divulgado el pasado jueves, cuyas conclusiones revelan que la corporación pública británica no cumplió con los "altos estándares de integridad y transparencia".

Diana de Gales y Martin Bashir durante la famosa entrevista. BBC

Con su reputación en entredicho, Bashir recuerda al citado dominical que Diana nunca se mostró descontenta sobre el contenido de la entrevista y que después de ser emitida, tanto él como su esposa, Deborah, mantuvieron la amistad con la princesa, que fue a visitarlos al hospital por el nacimiento de su tercera hija, Eliza.

"Nunca quise hacer daño de ninguna manera a Diana y no creo que lo hiciéramos. Todo lo que hicimos en cuanto a la entrevista fue lo que ella quiso, desde cuándo quería alertar al palacio de Buckingham, hasta cuándo iba a emitirse, a su contenido... tanto mi familia como yo la queríamos", asegura.

Si bien "siente profundamente" cómo ese acontecimiento afectó a los hijos de Diana, los príncipes Guillermo (39) y Harry (36) de Inglaterra, rechaza la acusación vertida por el duque de Cambridge, que consideró que esa comparecencia televisiva "contribuyó a los sentimientos de paranoia y aislamiento" de su madre.

"Empleados de la BBC mintieron y usaron documentos falsos para conseguir la entrevista con mi madre, hicieron escabrosas y falsas afirmaciones sobre mi familia, que alimentaron sus miedos y la paranoia", dijo Guillermo en su declaración.

También reprochó a la cadena su "lamentable incompetencia" para investigar cómo Bashir obtuvo la entrevista, y posteriormente encubrió sus hallazgos. "No solo le falló un mal periodista, sino también los líderes de la BBC, que miraron para otro lado en lugar de hacer las preguntas difíciles", añadió.

La princesa Diana de Gales siendo entrevista por Martin Bashir.

Martin Bashir alega que "incluso a principios de los 90, había historias y llamadas telefónicas que se grababan en secreto. Yo no fui el origen de nada de eso". Por su parte, el hermano de Lady Di sostiene que hay una "línea" que vincula la exclusiva y la trágica muerte de Diana en accidente de tráfico en París cuando huía en coche de fotógrafos, argumentando Lady Di reveló detalles de cómo gestionaba su seguridad.

Spencer ha pedido a Policía Metropolitana de Londres que estudie si el nuevo informe arroja nuevas evidencias de un posible delito. "Puedo comprender la motivación (de Spencer) pero canalizar la tragedia, la difícil relación entre la familia real y los medios puramente sobre mis hombros no es razonable... Sugerir que yo soy individualmente responsable creo que es irracional e injusto", dijo.

Bashir admitió que "obviamente se arrepiente" de haber falsificado documentos para ganarse la confianza del hermano de Diana pero señala que eso no afectó a la princesa.

[Más información: El vestido de novia de Lady Di se exhibirá por primera vez en 25 años: la rotunda decisión de sus hijos]