La reina Isabel II ha cancelado sus actos previstos para este mes y el príncipe Carlos de Inglaterra (71 años) ha suspendido sus viajes como medida de "precaución" ante la propagación del coronavirus, ha anunciado este viernes el palacio de Buckingham.

La soberana, que en abril cumplirá 94 años, tenía varios compromisos en el condado de Cheshire y el barrio londinense de Camden los días 19 y 26 de marzo, que han sido aplazados "hasta próximo aviso".

Un portavoz indicó que las audiencias de la soberana en palacio "seguirán como es habitual", mientras que otros compromisos que vayan surgiendo se analizarán "caso por caso", en base a las recomendaciones médicas oficiales.


El príncipe Carlos, heredero al trono, y su esposa Camilla Parker-Bowles (72) han suspendido por su parte, a petición del Gobierno, la gira que tenían prevista entre el 17 y el 25 de marzo por Bosnia, Chipre y Jordania, aunque se espera que mantengan algunos compromisos en el Reino unido.

Por motivos de seguridad e higiene, la realeza ha adoptado saludos diferentes de los habituales y, en lugar de dar la mano, Carlos hace el saludo hindú namasté, el príncipe Harry (35) ha efectuado algún 'choque de codos' e Isabel II, como es habitual. lleva guantes en sus actos públicos.

Hasta este viernes 13 de marzo, diez personas han muerto y se han confirmado 798 contagios en el Reino Unido -un aumento de 208 respecto al jueves-, si bien los expertos médicos creen que el número real de contagios puede estar entre 5.000 y 10.000.

No es la primera royal

La reina Isabel II de Inglaterra se suma ya a otros miembros de familias reales europeas que han cancelado sus agendas para prevenir contraer o contagiar el COVID-19. Tal es el casa de la familia real española o la belga. Los reyes Felipe VI (52) y Letizia (47) se sometieron este jueves a las pruebas para conocer si eran positivo en coronavirus pero los resultados, según han desvelado este viernes la Casa Real han resultado ser negativos. Pese a ello, han valorado cancelar cualquier tipo de acto institucional en agenda oficial hasta nuevo aviso. 

Por su parte, la familia real belga también ha decidido cancelar toda su agenda ante la epidemia del coronavirus. Y lo hacen en un contexto en el que el Gobierno de Bélgica ha acordado medidas drásticas a partir de la medianoche de este viernes para contener el brote, incluido el cierre de restaurantes y la suspensión de clases.

[Más información: La inesperada invitación de Isabel II a los duques de Sussex: acuden a misa para 'hacer las paces']