Kate Middleton y Meghan Markle.

Kate Middleton y Meghan Markle.

Casas Reales CASA REAL BRITÁNICA

Kensington Palace intenta frenar los comentarios abusivos contra Meghan y Kate

La residencia real se ha reunido con los responsables de Twitter e Instagram para tomar cartas en el asunto. 

Noticias relacionadas

Las redes sociales han empezado a convertirse en un quebradero de cabeza incontrolable para la Casa Real británica. Según publica la versión online de The Times, el palacio de Kensington ha iniciado una importante campaña para bloquear todos los comentarios ofensivos, racistas y sexistas que reciben en su cuenta oficial de Twitter e Instagram, especialmente contra Meghan Markle (37 años) y Kate Middleton (37).

El personal del palacio de Kensington dedica varias horas a la semana intentando eliminar comentarios con contenido abusivo, según desvela una fuente al citado medio de comunicación. El descontrol respecto al enorme flujo de comentarios con insultos contra las duquesas de Sussex y Cambridge ha llevado al equipo de Kensington a tomar cartas en el asunto, solicitando ayuda y asesoramiento en una reunión con los responsables de Twitter e Instagram. 

De izquierda a derecha: el príncipe William, Kate Middleton, Meghan Markle y el príncipe Harry de Inglaterra.

De izquierda a derecha: el príncipe William, Kate Middleton, Meghan Markle y el príncipe Harry de Inglaterra. Gtres

Las cuentas de la Casa Real británica han sufrido un exponencial aumento de seguidores en el último año. Cabe recordar que en los últimos doce meses, la familia Windsor se ha convertido en protagonista de la crónica social internacional especialmente por la boda de Harry de Inglaterra (34) con la actriz americana Meghan Markle.

Y no solo eso, sino que el anuncio de embarazo de la duquesa de Sussex y su primer viaje oficial por Australia, Nueva Zelanda y el Pacífico durante tres semanas, disparó el fanatismo a la vez que crecía en haters. Desde el palacio de Kensington han empezado a vislumbrar la cara más oscura de las redes sociales donde están recibiendo constantes insultos y descalificaciones contra Markle, a la que acusan de "cazafortunas" e incluso de haberse blanqueado la piel para parecer más británica y menos afroamericana.

Pantallazo del Instagram del palacio de Kensingon con comentarios abusivos.

Pantallazo del Instagram del palacio de Kensingon con comentarios abusivos.

Efectivamente, a medida que las cuentas de las redes sociales reales -principalmente Instagram y Facebook- han ido creciendo en popularidad, también se han convertido en una herramienta perfecta para que los fans de las duquesas de Sussex y Cambridge, Meghan Markle y Kate Middleton, se posicionen respecto a la supuesta mala relación que existe entre las cuñadas. 

Emily Nash, el director de la revista Hello! ha publicado un vídeo "Estamos tomando una nueva postura y diciendo #HolaALaAmabilidad. Para nosotros es inaceptable enfrentar a dos mujeres, una contra la otra. No es aceptable publicar comentarios abusivos, amenazantes, sexistas ni racistas online. Y tampoco es aceptable atacar a otros usuarios solo porque no estén de acuerdo contigo. Antes de comentar, piensa. ¿Es útil? ¿Es amable? ¿Lo dirías en la vida real?". A este respeto también se destaca que ninguna de las duquesas tiene sus propias redes sociales

Por el momento, Kensington sigue en la lucha, pues los mensajes ofensivos que aparecen en la cuenta del palacio aún no han podido caparse definitivamente. El algoritmo de Instagram, basado en una tecnología aún por desarrollar, identifica fácilmente los comentarios abusivos pero algunos todavía burlan los filtros y pasan.  

[Más información: Isabel II interviene en la mala relación de Meghan Markle y Kate Middleton]