Conocer el número de consultas que hay en Castilla y León, la ocupación de los hospitales, los diferentes consultorios de las zonas rurales, conocer a qué va la gente a Urgencias y cuánto tiempo pasa allí, el número de pacientes que cada profesional atiende cada mes y así con un sinfín de datos “transparentes” para huir de la “demagogia” aportando “herramientas para la ciudadanía”.

Noticias relacionadas

Así es Bision, un sistema mediante el cual para acceder a los datos hay que ir al apartado del Observatorio del Sistema de Salud, en un nuevo enlace que mostrará varios conjuntos de datos abiertos, segmentados por años -referidos a los años 2020 y 2021- y disponibles en ficheros reutilizables que se actualizarán al inicio de cada mes, de forma libre, sin tener que usar contraseña o registrarse.

Esta es la nueva herramienta que la Consejería de Sanidad ha puesto en marcha a través del Observatorio del Sistema de Salud con un grupo de datos abiertos y reutilizables sobre la estructura y la actividad asistencial, que permitan abordar las reformas necesarias para actuar sobre las áreas en las que se está fallando, para mejorar los resultados y, por tanto, la calidad de la atención a los ciudadanos.

Fue el vicepresidente, portavoz y consejero de Transparencia, Ordenación del Territorio y Acción Exterior, Francisco Igea, y la consejera de Sanidad, Verónica Casado, los que presentaron esta herramienta, junto al director general de Sistema de Información, Calidad y Prestación Farmacéutica, José Ramón Garmendia.

Esta información se une a la ya disponible hace tiempo sobre Atención Primaria, Atención Hospitalaria y Emergencias Sanitarias en cuanto a recursos, distribución en el territorio, actividad o número de profesionales. Usando como fuente los sistemas de información de Sacyl, el nuevo repositorio de datos abiertos ofrece, con el ejemplo de Medicina de Familia y Comunitaria, el número de consultas totales, presenciales, no presenciales y en domicilio, desglosando por fecha, consultorio, zona básica de salud, área, provincia y sexo. Otro apartado es el relativo a las altas hospitalarias con diagnóstico de infarto agudo de miocardio (IAM), que ofrece información del número de ingresos por hospital con diagnóstico principal al alta de IAM.

"Saber en qué estamos fallando"

La consejera ha comparado este proyecto con una “prueba diagnóstica” y ha señalado que “nos va a servir para conocer la presión atencional, donde es más urgentes tomar decisiones, en definitiva, para explicar las cosas y saber dónde estamos fallando en nuestra gestión”.  

“Todo ello se podrá poner a disposición de los ciudadanos información relevante sobre el Sistema Público de Salud de Castilla y León, dando un paso más en el cumplimiento del objetivo de transparencia por parte de la Junta de Castilla y León”, ha explicado la consejera de Sanidad, Verónica Casado, que ha insistido en que se trata de presentar un “proyecto que sirva de herramienta de gestión, sino también como instrumento para los ciudadanos de conocer la realidad de nuestro sistema sanitario”.