Sociedad

"Queremos agradecer la confianza de las familias en Escuelas Católicas"

28 febrero, 2018 22:21

Las Escuelas Católicas de Castilla y León celebran este jueves  su día, tanto reivindicativo como informativo, para dar a conocer su labor. Para conocer mejor su proyecto educativo y su trabajo dentro de la educación concertada católica en la Comunidad, desde NoticiasCyL hablamos con Leandro Roldán Maza, secretario autonómico de la organización.

Pregunta. Hoy se celebra el Día de las Escuelas Católicas, ¿qué se pretende con esta celebración?

Respuesta. Por tercer año consecutivo organizamos el Día de Escuelas Católicas, se trata de dar visibilidad a la Escuela Católica de Castilla y León. Por un lado, hemos mandado un banco de actividades a los distintos centros para trabajar con los alumnos en el aula y el patio de colegio. Hemos creado un hagtag especial, #SoyEscuelaCatólica. Por otro lado, para dar visibilidad de la labor de los colegios, hemos propuesto salir a la calle. Palencia, León y Zamora van a salir con los alumnos a la calle. Posteriormente, Burgos organiza y una eucaristía y una jornada formativa para la comunidad educativa.

Pretendemos agradecer la confianza de las familias e intentar darles un mayor protagonismo en la labor educativa. Tener un puente abierto con los padres y celebrar con ellos estos días. Queremos agradecer a los padres la confianza que nos depositan.

P. El lema es ‘Escuelas Católicas: Educación en familia’, ¿qué papel tienen las familias en la educación?

R. Nos gustaría que tuvieran más peso, por eso queremos agradecerles su labor este día. Cada colegio tiene su organización de padres y madres. También estamos intentando crear una federación de asociaciones de madres y padres en cada provincia, que posteriormente tendría su unión en una confederación.

P. ¿Qué actividades van a realizar los centros escolares?

R. Hemos mandado un banco de actividades para cada una de las etapas educativas. Los pequeños tienen recortables, mapas de la Comunidad para colorear, marcos para hacerse selfies con el hashtag. También se ha mandado un manifiesto para leer en las tutorías.

P. Con 100.000 alumnos y 9.000 profesionales en las aulas, ¿en qué momento se encuentran las Escuelas Católicas?

R. Escuelas Católicas es el fiel reflejo de la sociedad. Hay una crisis fuerte que sacudió la demografía de la Comunidad y su educación. Los datos para el futuro no son nada buenos. Hay estudios del consejo escolar del estado que dice que para 2029 puede caer un 16% el potencial de alumnos que vayan a estudiar, unos 100.000 alumnos menos. Nos llena de preocupación. El concierto de nuestras aulas depende de los alumnos matriculados, cuando no se llega a un mínimo hay que cerrar el aula. Es un problema que preocupa y que queremos atacar dando visibilidad a la labor de nuestros centros. Demográficamente es complicado. A nivel de porcentaje de implantación de la escuela concertada en cada provincia es más o menos paritario, estamos alrededor del 30%.

P. ¿Cómo se puede ‘convencer’ a una familia para que confíe en las Escuelas Católicas?

R. Lo primero es que visite el centro, somos grandes desconocidos de la labor que se hace en ellos. Todos nuestros colegios se vanaglorian de tener una plantilla de profesores muy fija, en la pública hay un volumen de interinidad muy grande, eso dificulta innovar educativamente. Ese es un punto fuerte nuestro. Los padres con el boca a boca también llevan a cabo una labor importante. Las familias buscan que sus hijos tengan una formación humana y cristiana, buscan confianza en el colegio, y en los nuestros la tienen. También realizamos una gran labor social, en educación inclusiva, en nuestras aulas hay todo tipo de alumnos.

Llevamos varios años con estas campañas de matriculación, queremos recordar a los padres que tienen la necesidad de matricular a sus hijos que pueden visitarnos, informarse y si les convence que depositen la confianza en nosotros.

P. Además de las tareas propiamente educativas, ¿qué otras labores se realizan desde Escuelas Católicas?

R. Llevamos a cabo una tarea de vínculo con la administración, llevar los problemas de nuestros centros. Uno de los principales es la financiación, el concierto de los colegios. Hay varias partidas económicas. Una para el profesorado, que es pagado directamente desde la consejería. Existe otra llamada ‘otros gastos’ que se destina para el pago del personal de administración y servicios; y por otro lado para el gasto de equipamiento del colegio y mantenimiento. Esta segunda partida es muy deficitaria, cada autonomía tiene la potestad de detallar cuánto es la partida. Castilla y León siempre se ha mantenido en lo que marcan los Presupuestos Generales del Estado, nunca le ha añadido nada. Está estudiado que se necesitaría el 50% más de lo que actualmente se destina.

P. ¿Cómo de importante son las nuevas tecnologías en la educación de hoy en día?

R. No solo las nuevas tecnologías, sino la innovación educativa. Nuestros centros comparten un proyecto común, aparte de los valores humanos y cristianos. En los últimos diez años se ha hecho una importante labor de formación en el profesorado. Anualmente hacemos cien actividades formativas. No solo en nuevas tecnologías, sino innovación educativa. No se trata solo de llenar de aparatos el aula, sino de sacar el mejor rendimiento de las posibilidades que tienen.

P. ¿En qué punto se encuentra el bilingüismo en las Escuelas Católicas?

R. Cuando la consejería lanzo la posibilidad de hacer secciones bilingües oficiales, nuestros colegios se pusieron rápido manos a la obra para tener un proyecto solido de bilingüismo. Los colegios han visto el bilingüismo como un enriquecimiento educativo. El 85% de nuestros colegios (158) ya tienen una sección bilingüe en primaria. Y de esos 158, 50 ya la tienen en secundaria.

Escuelas católicas apostó no solo por implementar las secciones bilingües, sino que se creó un plan propio. Nosotros apostamos por el plurilingüismo y se creó el plan PIPE (Plan Integran de Plurilingüismo Educativo). Este plan permite certificar a los alumnos el nivel de su idioma en el propio centro, el volumen de certificaciones es muy alta. Hace dos años llevamos este plurilingüismo a infantil y creamos el Plan BIBE (Bases Integradoras de Bilingüismo Educativo); ya son 26 colegios los que hacen enseñanza en idiomas desde muy temprano.

P. ¿Qué opinión tienen de la posibilidad de una prueba de acceso única a la universidad?

R. Cuando se ha propuesto que sea una prueba única, a nosotros no nos ha perecido descabellado. Castilla y León está a la cabeza en cuanto a resultados. Sería una buena idea que todos tuvieran la misma oportunidad, aunque me parece complicado que las universidades se pongan de acuerdo.