Región

Portugal toma el protagonismo en la Matanza Típica de Guijuelo

25 febrero, 2018 12:04

Portugal, con sus cofradías de la mitad norte, que las hay y muchas, tomaba el protagonismo en la Matanza Típica de Guijuelo en la jornada dedicada a las Cofradías Gastronómicas. Y nada mejor que hacerlo al ritmo de las concertinas, con esa música alegre de la Beira, sea Interior o Litoral, y el maridaje perfecto de espumante / cava y el jamón. Dos productos de primera calidad y de altas mesas. Todo ello en una mañana de meteorología primaveral y la concurrencia de muchos visitantes.

De esta guisa llegó la última sesión de las XXXIII Jornadas de la Matanza Típica, escenario del hermanamiento de la Cofradía Gastronómica de Guijuelo y la cofradía portuguesa del concejo de Agueda, que convertía en hermanos dos productos de tanta tradición como el jamón y el vino espumoso de la región de Aveiro. “Se trata de unir dos productos únicos”, rezaba el documento que se rubricaba en público y que servía de bautismo para el nuevo presidente de la Cofradía Guijuelense, Gregorio Llorente, que también hoy recogía el testigo de Juan Ramos Herraéz. Todo ello con la presencia como testigo de la concejala de Turismo del Ayuntamiento de Guijuelo, Sandra Méndez, y el organizador Jesús Merino.

Así se quería poner el broche de oro a una edición de matanzas en las que han sido muchas las caras conocidas que han desfilado por la Plaza de Castilla y León. Hoy no iba a ser menos. Bajo la batuta de la periodista Mª Jesús Gallardo, la también periodista Ana Samboal se convertía en Matancera de Honor de manos de su también colega y amiga Marta Jaumandreu.

“Es para mí un honor convertirme en embajadora de un producto como el jamón de Guijuelo”, explicaba la avulense que reconocía que durante un año vivió en Barco de Ávila. Samboal, queconoció no haber vivido nunca una matanza, dijo sentirse “emocionada” dando por sentado “que será una tradición que me encantará”. Bajo la atenta mirada del chef Juan Pozuelo y con el beneplácito de un ya habitual, el actor Pepe Ruiz, que reconoció “llevar más de 15 años viniendo a Guijuelo", se daba el pistoletazo de salida al último sacrificio de este año.

Aderezado con las artesanas perrunillas y mantecados, comenzaba el ritual que no se podía ver en público debido al velo con el que se cubre para cumplir la normativa pero que sigue conservando su carácter tradicional.

Esta tarde continuará la programación de las Matanzas en la Carpa Municipal con la celebración de diferentes catas en la I Feria Gastronómica y mañana se volverá representar El Mondongo, en la Plaza Mayor.

FOTOS LUIS FALCÃO