Twitter

¿Por qué brillan estas piernas? ¿Aceite o pintura blanca? El nuevo enigma que trae de cabeza a la red

En la jungla. Internet se encuentra dividido ante esta nueva ilusión óptica que acumula miles de retuits.

Las piernas de la discordia: ¿embadurnadas en aceite o pintadas con pintura?

Las piernas de la discordia: ¿embadurnadas en aceite o pintadas con pintura?

  1. Twitter
  2. Redes sociales
  3. Óptica

En las últimas horas se está hablando mucho de la imagen que ilustra este texto. Hablan de ella como el nuevo #TheDress (ya saben, aquel vestido que trajo de cabeza a medio mundo porque cada cual lo veía de un color distinto). Ahora, esta nueva instantánea, en la que se aprecian dos piernas brillantes, se ha convertido en la nueva ilusión óptica de moda en internet y no hay manera de que la gente se ponga de acuerdo. 

Obsérvenlas bien. ¿Por qué brillan tanto? ¿Será fruto del reflejo de la luz? ¿Tal vez están embadurnadas en aceite? ¿Habrán utilizado algún tipo de crema reafirmante de última generación para conseguir el efecto? ¿O tal vez sea pintura blanca?

La foto original data de hace cinco semanas, cuando leonardhoespams, una usuaria de Instagram la subió a su cuenta personal. Sin embargo, se ha hecho popular en las últimas horas, después de que algunos tuiteros la compartiesen en la red social de 'microblogging'. 

¿Tienen ya una respuesta? ¿Aceite? ¿Crema? ¿Tal vez están envueltas en algún tipo de plástico? Pues aquí va la respuesta: las piernas están pintadas con pintura blanca. Así lo reveló la autora de la foto en la propia publicación -que ahora ha sido eliminada de su cuenta-. 

La explicación para que no seamos capaces de distinguir bien esta ilusión óptica se encuentra en la forma en que se proyecta la luz sobre estas extremidades y cómo la interpreta nuestro cerebro.

Al igual que ocurriese con el famoso vestido azul, la iluminación y el juego de sombras que utilizan los creadores de estas ilusiones provocan en nuestro cerebro una especie cortocircuito que hace que no seamos capaces de interpretar bien la información que le llega a través de nuestros sentidos.