El merodeador

¿Por qué los Pujol aún siguen siendo intocables? , El 'whatsapp' de Ossorio augura tormenta en el PP , Valentino Rossi no merece ser campeón del mundo

¿Por qué los Pujol aún siguen siendo intocables?

Es jurídicamente difícil de explicar que los Pujol sigan haciendo una vida absolutamente normal después de los gravísimos indicios que ha ofrecido la investigación contra ellos. Hemos visto cómo se ha encarcelado o se han tomado medidas cautelares contra políticos investigados por escándalos de corrupción mucho menos graves. La Policía, alarmada, ha pedido ya que se actúe contra los Pujol, ante la posibilidad de que pueda haber ocultación o destrucción de pruebas. El manuscrito del expresidente aportado al sumario por el banco andorrano Andbank ha dado un vuelco definitivo al caso: revela que la fortuna acumulada era suya y que su primogénito actuaba como testaferro. Los agentes están impresionados por la magnitud del dinero que ha ido acumulando la familia Pujol en el extranjero. Por ahora, los tribunales siguen sin atreverse a actuar contra ellos, como si ese apellido otorgara privilegios que otros no tienen. ¿Hasta cuándo?

El 'whatsapp' de Ossorio augura tormenta en el PP

La crisis interna que vive el PP de Madrid ha quedado al descubierto tras el imprudente mensaje que Enrique Ossorio mandó por 'whatsapp' nada más terminar el último Comité de Dirección regional. En la confidencia que compartió con varios diputados populares, el portavoz del Grupo Parlamentario en la Asamblea madrileña se deja a sí mismo y al partido en evidencia al detallar que existe una estrategia paralela a la que había dispuesto la dirección del PP regional para defenderse en la comisión que investigará la corrupción. Ossorio pone al descubierto que la dirección de la formación, en manos de Esperanza Aguirre, va por un lado, y la presidenta madrileña, Cristina Cifuentes, por otro. Esa quiebra es una muy mala noticia para un PP que ya se ha desplomado en Cataluña y que, según las encuestas, podría seguir el mismo camino en Valencia. El portavoz madrileño cometió un error imperdonable al enviar un mensaje por la redes sociales que ha incendiado el partido; ahora bien, el PP se equivocaría aún más si pretendiera dirigir la comisión parlamentaria para proteger a los suyos -según da a entender Ossorio- a costa de ocultar la verdad.

Valentino Rossi no merece ser campeón del mundo

El piloto Valentino Rossi es uno de los grandes mitos del deporte mundial, pero tras el Gran Premio de Malasia es dudoso que alguien le pueda recordar como un ejemplo a seguir. El despreciable comportamiento del italiano al propinar una patada que empujó fuera de la pista a un rival -en este caso, Marc Márquez- le ha valido una sanción reglamentaria incomprensiblemente benévola que le permite llegar a la carrera de Valencia con opciones de ganar el Mundial. Lo lógico habría sido que los jueces hubieran sacado la bandera negra para descalificarlo. Eso lo habría descartado definitivamente de un título del que no es merecedor por su sucio comportamiento, absolutamente injustificable. El piloto ni siquiera ha tenido la honradez de reconocer su error y pedir disculpas. Podrá ganar el título, pero se ha ganado para siempre el rechazo de los buenos aficionados al motociclismo.