RENOVACIÓN 'REAL'

A Letizia le cambian cara y cuerpo: así será la nueva 'reina de cera'

La esposa de Felipe VI tendrá este otoño nueva figura en el museo. Todo apunta a que Felipe Varela volverá, en esta ocasión también, al 'destierro estilístico'.

La reina Letizia, con un estilismo casi idéntico al que lucirá en el museo.

La reina Letizia, con un estilismo casi idéntico al que lucirá en el museo.

  1. Reina Letizia
  2. Museos
  3. Carolina Herrera
  4. Felipe Varela
  5. Diseño
  6. Trajes
  7. Vestidos
  8. Felipe VI
  9. Leonor de Borbón Ortiz
  10. Sofía de Borbón Ortiz

Se avecinan cambios en el Museo de Cera de Madrid. Desde hace meses los técnicos trabajan a destajo en los talleres para renovar la imagen de la reina consorte Letizia (43) y "actualizarla a los nuevos tiempos". ¿Y cómo lo harán? con una nueva figura que estará lista este otoño y a la que ya sólo le faltan los últimos retoques.

La estatua  de la esposa de don Felipe (48) que ahora puebla el museo fue modelada hace 12 años. En todo este tiempo le ha perseguido la polémica debido al escaso parecido que guarda con la protagonista. Desde el museo, en conversación con EL ESPAÑOL, atribuyen las causas a los frecuentes cambios físicos que ha sufrido doña Letizia durante los últimos años.

"El paso del tiempo afecta y la imagen actual de la reina ya nada tiene que ver con la figura que está en el museo", aseguran. Por eso, y tal y como adelantó Monarquía Confidencial hace unos días, es hora de actualizar a doña Letizia.

La imagen actual de los reyes y la princesa Leonor en el museo de Cera.

La imagen actual de los reyes y la princesa Leonor en el museo de Cera.

La nueva imagen de Letizia

Los directivos del museo tienen claro cómo lucirá esta nueva figura, y así se lo han trasladado a EL ESPAÑOL: doña Letizia vestirá un traje largo de gala, en color negro, con manga corta y con encaje, similar al que lució en octubre de 2014, en la primera cena de gala que ofrecieron Felipe y ella como reyes de España y cuya invitada especial fue la presidenta de Chile, Michelle Bachelet (64). El Palacio Real fue entonces el escenario elegido para que Letizia se olvidara, como viene siendo habitual en los últimos tiempos, de su diseñador de cabecera Felipe Varela (48) e iniciara un período que ahora se consolida con la entrada en su armario de nuevos diseñadores. La elegida en cuestión para romper con la tradición fue Carolina Herrera.

Doña Letizia, con el vestido de Carolina Herrera.

Doña Letizia, con el vestido de Carolina Herrera.

Todo apunta a esta elección por parte de los técnicos del museo, que suelen huir de las polémicas. La opción de un traje de Varela avivaría las críticas teniendo en cuenta que la reina consorte apenas recurre a él en los últimos tiempos.

Lo que sí está claro es que Letizia lucirá, en su nueva figura de cera, un recogido -"aunque ella varíe de peinado el recogido es algo que atemporal", apuntan- y una tiara que adornará su cabeza. Probablemente se asemejará a su favorita, la tiara floral, que le regaló Franco a doña Sofía (77) por su boda y que lució también la infanta Cristina (51) en su enlace con Iñaki Urdangarin (48).

Letizia, con la tiara floral, su preferida.

Letizia, con la tiara floral, su preferida.

Con todo, y pese a ser la opción más probable, lo cierto es que Letizia guarda en su armario otros trajes largos negros en los que podría inspirarse el diseño del Museo de Cera.

Uno de ellos es de Felipe Varela. La reina consorte lo ha lucido en varias ocasiones, entre las que destacan la cena de gala tras la abdicación de Beatriz de los Países Bajos y proclamación de su hijo Guillermo, así como la cena en honor al presidente de México en el año 2014.

Los reyes, en los actos de coronación de Guillermo de los Países Bajos.

Los reyes, en los actos de coronación de Guillermo de los Países Bajos.

Felipe y Letizia, durante la visita del presidente de México.

Felipe y Letizia, durante la visita del presidente de México.

Años antes, concretamente en 2009, Letizia volvió a un look total black con motivo de una recepción al presidente ruso Dmitri Medvédev (50). En este caso optó por un dos piezas negro sin mangas en raso y pedrería que quedan descartados para su nueva figura de cera pese a ser de manga corta.

Felipe y Letizia, en la recepción al presidente de Rusia.

Felipe y Letizia, en la recepción al presidente de Rusia.

La misma falda la recicló dos años después -la complementó con una blusa de manga corta negra- para la cena de gala en honor del presidente chileno Sebastián Piñera (66).

Doña Letizia, en la cena de gala en honor al presidente de Chile en 2011.

Doña Letizia, en la cena de gala en honor al presidente de Chile en 2011.

Cambios tras la proclamación

La decisión de realizar una nueva figura de la esposa de don Felipe se fraguó tras su proclamación, en junio de 2014. En aquel momento se cambió la del propio rey y se realizó una estatua nueva de la princesa Leonor (10), que hasta entonces no contaba con figura propia en el museo.

En cuanto a Letizia, se optó por modificar el peinado y el atuendo, adecuándolo al que lució ese día: un elegante vestido blanco complementado con un abrigo del mismo tono.

La princesa Sofía (9) ni siquiera cuenta con representación propia en el museo, algo que los directivos del mismo piensan solucionar una vez que llegue el turno de reformar la figura de su hermana Leonor.

"Estamos esperando al acto oficial de la jura de Leonor para cambiar su estatua. Dado que las niñas crecen continuamente no tiene sentido cambiarla cada dos por tres, así que será entonces cuando aprovechemos para crear la de Sofía y actualizar la de la princesa de Asturias", señalan a este medio.

Las figuras desterradas al 'almacén del olvido'

La Familia Real del museo de cera, hace unos años.

La Familia Real del museo de cera, hace unos años.

¿Y qué pasa con el resto la Familia Real? Según confirman desde el museo, las estatuas de los reyes Juan Carlos y Sofía permanecen en el mismo lugar en el que estaban, debido a que siguen formando parte del núcleo central de Zarzuela. Por su parte, las figuras de la infanta Elena, la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin continúan durmiendo en el almacén del museo, en el que "no se destruye nada. Todo se guarda por si acaso".

La figura de Urdangarin, cuando formaba parte del elenco de los deportistas en el museo.

La figura de Urdangarin, cuando formaba parte del elenco de los deportistas en el museo.