Imagen del nuevo Ford Kuga PHEV, un coche híbrido enchufable que se fabrica en España.

Imagen del nuevo Ford Kuga PHEV, un coche híbrido enchufable que se fabrica en España.

Ford

Ford detiene la venta del Kuga híbrido enchufable porque las baterías se pueden sobrecalentar

La marca del óvalo pide a los clientes que hayan adquirido este vehículo que se fabrica en España que no lo enchufen a la red y que circulen en un modo automático hasta que lo lleven al concesionario para su revisión.

11 agosto, 2020 12:26

Ford ha parado la venta del Kuga híbrido enchufable, un modelo que se fabrica en España, en la planta de Almussafes, por problemas en las baterías.

Según han anunciado fuentes de la compañía a El Español se trata de un problema detectado a los vehículos fabricados "antes del 26 de junio de 2020". Estas mismas fuentes han señalado que "el problema es un potencial fallo técnico que recalienta la batería".

Por este motivo "se está parando la venta para revisarlos y se está dando instrucciones a los clientes para que no lo carguen y conduzcan en EV auto (un modo de conducción específico) hasta que vayan al concesionario", señalan desde la compañía norteamericana.

Este coche cuenta con diferentes modos de conducción (EV Auto, EV Now, EV Later y EV Charge) dependiendo de si se busca primar la conducción en eléctrico o bien en modalidad híbrida.

Esta confirmación por parte de Ford se suma a la alerta comunicada por parte de la Unión Europea en la que señala que los vehículos afectados son aquellos que "fueron fabricados entre el 1 de julio de 2019 y el 5 de junio de 2020".

Asimismo, esta alerta habla de una posibilidad de "incendio" del vehículo debido a que “los  daños físicos en el módulo de control de diagnóstico a bordo del tren de descarga A (SOBDM) o en el conector SOBDM podrían permitir la entrada de agua en el módulo, lo que puede generar una distancia eléctrica. Una posición corta en el SOBDM puede provocar una o más células de batería para sobrecalentamiento, lo que aumenta el riesgo de incendio”.

Asimismo, la alerta señala que el fabricante ha realizado "llamada a revisión del producto a los compradores".

Recordamos en este sentido que las llamadas a revisión suelen ser una constante en la industria de la automoción.

Cuando se lanza un coche, es muy común que en los meses y años posteriores surjan revisiones por parte del fabricante que hace que los usuarios tengan que pasar por el taller para que se solucione el problema de forma gratuita.

De hecho, la Unión Europea publica de forma periódica todas las llamadas a revisión que realizan las marcas de coches. Y estos fabricantes se ponen en contacto (suele ser mediante carta) para que acudan a los concesionarios en el menor tiempo posible.

El problema detectado es un potencial fallo técnico que recalienta la batería.

El problema detectado es un potencial fallo técnico que recalienta la batería.

Versión enchufable del Ford Kuga

El Ford Kuga PHEV es la variante híbrida enchufable del todocamino Kuga de tercera generación.

Se trata, además, del primer modelo híbrido enchufable que se fabrica en España (posteriomente se han empezado a fabricar otros como el Renault Captur PHEV).

Este SUV de Ford incorpora un motor de gasolina de cuatro cilindros y ciclo Atkinson al que se suma un motor eléctrico y un generador y que en total logra una potencia de 225 CV.

La batería es de ion-litio y cuenta con una capacidad de 14,4 kWh, lo que según Ford permite al Kuga una autonomía eléctrica de 56 kilómetros con cero emisiones. Además, la marca del óvalo señala que tiene un consumo medio de combustible de 1,2 litros cada 100 kilómetros.

Imagen del maletero del Ford Kuga PHEV.

Imagen del maletero del Ford Kuga PHEV.

En cuanto al tiempo de carga (la toma estará en la parte delantera del vehículo) Ford afirma que ronda las cuatro horas en una toma convencional.

Al contar con una autonomía en modo eléctrico de más de 50 kilómetros este coche recibe la etiqueta CERO de la DGT.

La gama recibirá un híbrido más

Esta llamada a revisión solo es para la versión híbrida enchufable. Esto significa, por tanto, que no están afectadas las versiones de combustión.

La gama de este SUV, a día de hoy, está formada por las versiones de gasolina 1.5 de 120 CV, 1.5 de 150 CV y los diésel 1.5 EcoBlue de 120 CV, 1.5 EcoBlue de 190 CV y 2.0 EcoBlue de 190 CV.

Junto a estas variantes, en los próximos meses, se ampliará con la introducción de una versión híbrida convencional, con tracción delantera o integral, y que tendrá un consumo medio previsto de 5,6 litros por cada 100 kilómetros recorridos.

Otro aspecto destacables de este modelo (además de los diferentes sistemas de propulsión) es la gran cantidad de carga tecnológica que incorpora. Para ello cuenta con el módem integrado FordPass Connect, con conectividad para hasta diez dispositivos, y el que, a través de la app, se puede acceder a funciones de cierre, apertura o arranque remoto, preparación térmica en remoto o localizador del vehículo, entre otras.

El modelo también puede disponer de sistema de sonido Bang & Olufsen de 575 vatios, así como de panel de instrumentos digital de hasta 12,3 pulgadas o de tecnología de portón trasero manos libres. También puede incorporar sistema de mantenimiento de carril con asistente de puntos ciegos, asistente de precolisión con tecnología de frenado activo con función cruce, control de crucero adapativo con Stop & Go o de frenado postimpacto, entre otros.

El Ford Kuga de combustión tiene un precio inicial que parte de los 29.000 euros, mientras que la variante PHEV está disponible desde 37.800 euros. A estas cifras hay que restarles los tradicionales descuentos por financiación de las marcas.