¿Se imagina pedir una hipoteca, que el banco se la conceda y que no tenga que pagar intereses en toda la vida del préstamo? Lo que es un sueño para muchos hipotecados, y hoy podemos dar gracias por la situación de los tipos, se ha convertido en una realidad en Dinamarca. Pero ¿llegarán a España?

Noticias relacionadas

Los clientes del banco danés Nordea Bank Abp podrán obtener desde ya hipotecas a 20 años con un tipo de interés fijo del 0%, según ha informado esta semana Bloomberg. Totalkredit, una unidad del mayor prestamista hipotecario de Dinamarca, Nykredit Realkredit, y Danske Bank, el banco más grande de Dinamarca, también han indicado que podrían hacer lo mismo.

Hay que tener en cuenta que el Banco Central de Dinamarca mantiene desde 2012 una política de tipos de interés en negativo con el objetivo de asegurar la paridad de la corona danesa con el euro. Este hecho ha permitido a los compradores de viviendas aprovechar esta oportunidad.

Además, un detalle relevante sobre la financiación de las casas en el pequeño país ubicado en el extremo norte de Alemania. Ahí funciona el denominado sistema de traspaso, es decir, las hipotecas están vinculadas a los bonos garantizados utilizados para financiar los préstamos.

Los prestatarios obtienen el tipo del cupón, aunque el coste efectivo es generalmente un poco más alto porque los bonos rara vez se venden a la par. “Los prestamistas actúan como intermediarios entre prestatarios e inversores, generando ingresos a partir de comisiones, no por los tipos de interés”, han explicado desde Bloomberg.

¿Llegarán a España?

El sistema de financiación hipotecaria en España es diferente al modelo danés. Sin embargo, gracias a la política de tipos del Banco Central Europeo (BCE), lo que ha llevado a que el euríbor cerrara 2020 al histórico -0,5%, y la guerra comercial entre entidades para atraer clientes las hipotecas a tipo fijo son cada vez más comunes y baratas.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) constató a finales del año pasado la avalancha de cambios registrales para convertir hipotecas de tipo variable en tipo fijo. En concreto, en septiembre registró un aumento del 170% con respecto al mismo mes de 2019. De las nuevas firmadas, el 51,5% de las hipotecas sobre viviendas se constituyó a tipo variable y el 48,5% a tipo fijo, lo que también confirmaba la tendencia.

Imagen de recurso sobre hipotecas. Tumisu en Pixabay

Simone Colombelli, director de Hipotecas de iAhorro, explica a Invertia que “no hay otra alternativa que no sea que las hipotecas sigan bajando este año, por lo que, técnicamente, es posible que los tipos fijos alcancen el 0%”. De hecho, reconoce que en el último tramo de 2020 en iAhorro han firmado hipotecas fijas al 0,7%.

Por su parte, Jordi Domínguez, CEO de Finteca, admite que es posible, pero "no probable a corto plazo, ya que en Dinamarca llevan más de un año con tipos de interés en negativo y en España los tipos de interés siguen en positivo". Para que esto llegara a pasar, ahonda, "tendría que haber tipos de interés en negativo en España durante un periodo prolongado (al menos un año)".

El experto de iAhorro recuerda que “la hipoteca no es un producto que genere beneficios a la banca por sí mismo, es una herramienta de captación de clientes y de fidelización por un periodo de tiempo enorme”. En este sentido, “sería razonable que algunos bancos ajustaran los tipos para sacar algún rendimiento”.

Desde el punto de vista económico para las cuentas de los bancos “tiene sentido”. “Al final es rentable y garantiza que el cliente se quede en la entidad por 20 o 30 años”, indica el director de hipotecas de iAhorro.

¿Qué bancos en España podrían ofrecerlas? "Los que puedan tener acceso a capital más barato, por ejemplo un banco que pueda pedir dinero prestado en Alemania a -0,61% puede prestar dinero al 0% y seguir teniendo un pequeño margen de beneficio del 0,61%", responde el CEO de Finteca.

Además, Simone Colombelli apunta que al banco “le cuesta tener dinero en el bolsillo, por lo que es mucho más interesante prestarlo con estas condiciones”. “Esto no quiere decir que vayamos a ver hipotecas fijas al 0% de forma generalizada; los clientes con buenos perfiles y con solvencia económica serán los que puedan disfrutar de las mejores ofertas en el mercado”, afirma.

Nada es gratis, ni las hipotecas al 0%. Seguramente, el banco pediría al cliente la contratación de otros productos con el banco en los que tenga más margen de beneficio. Es más, apunta Jordi Domínguez, "las penalizaciones por precancelación están reguladas por ley y con una hipoteca al 0% pagarla anticipadamente es devolver capital así que no hay un gran incentivo para el tomador".

Por otro lado, “tendría que darse una situación económica difícil, con desempleo, un factor que está directamente relacionado con la demanda de hipotecas”. Con las actuales cifras de paro (más las personas que se encuentra en un ERTE), la petición de hipotecas caerá y aquellos que las consigan tendrán muy buenos perfiles. “Esto obligará a la banca a tener una oferta mucho más atractiva para captar los clientes que haya”, concluye Simone Colombelli.