PharmaMar esquiva las dudas del mercado en torno a la evolución de la recuperación económica al frente de un Ibex 35 plano durante buena parte de la sesión. Las acciones de la farmacéutica subían un 2,2% hasta los 94,6 euros al cierre, si bien en algunos cruces llegaban a marcar los 95,16 euros después de haber recibido una generosa subida de rating crediticio por parte de la agencia Axesor.

Noticias relacionadas

La agencia de calificación crediticia ha elevado en dos escalones la nota que hasta ahora otorgaba a la fabricante del Aplidín, que aspira a convertirse en un medicamento clave en la lucha contra la Covid-19. El rating de Axesor ha pasado de 'BB-' a 'BB+'. Y con tendencia estable, según ha informado este martes la cotizada a través de una información privilegiada remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Con este movimiento se completa la revisión al alza a la que la agencia había dejado la puerta en su anterior evaluación de riesgos para PharmaMar, cuando señaló perspectiva positiva para su calificación. Los analistas apuntan hacia la solvencia de sus resultados del ejercicio 2020.

Resultados récord

Al término del año pasado, PharmaMar alcanzó un beneficio de 137 millones de euros, una cifra récord para la compañía. Además, registró ingresos por un total de 270 millones de euros, una cifra un 215% más voluminosa que en el año anterior. En este incremento fue especialmente significativo el aumento del 405% en facturación por royalties de comercialización de sus fármacos, especialmente por las ventas de Zepzelca en EEUU de la mano de Jazz Pharmaceuticals.

Más estrechamente relacionada con el rating de la compañía, la deuda financiera cerró el año pasado en 53 millones de euros. Esta cifra supuso una contracción del 35,8% en esta cifra y una reducción continuada de casi el 50% en los últimos tres años.