Wall Street moderó la euforia de las últimas sesiones en esta última jornada de un noviembre de registros históricos. En su primera sesión de plena actividad tras el festivo de Acción de Gracias, los inversores se debatieron entre estirar la remontada conseguida o asegurar ganancias a la espera de un eventual 'rally de Santa Claus'.

Noticias relacionadas

Los que optaron por hacer caja antes de estrenar el último mes de año contaron con argumentos desde el plano político. Y es que la Administración Trump parece preparada la inminente inclusión de dos gigantes estatales chinas en su 'lista negra' para hacer negocios en EEUU, según Reuters. Una vuelta de tuerca más al pulso comercial entre ambas potencias que ahora se focaliza en el fabricante de chips Smic y la petrolera Cnooc.

Con estas premisas, el Dow Jones se decantó por pérdidas del 0,9% que condujeron su gráfica hacia los 29.600 puntos, lo que no impidió que el índice industrial apuntara a su mejor cierre mensual de los últimos 33 años, desde 1987. El S&P 500 cedió un 0,5% y aguantó los 3.600 puntos. El Nasdaq consiguió aguantar plano rozando los 12.200 enteros, también en zona de máximos históricos.

La referencia clave del día en el plano macroeconómico también aporta argumentos a los que prefieren poner las ganancias a salvo. El índice PMI de Chicago se contrae hasta los 58,2 puntos. Aunque los analistas ya preveían unas cifras más débiles en noviembre, el consenso apuntaba a los 59 enteros.

El retroceso es considerable si se tiene en cuenta que en noviembre tiene lugar el pistoletazo de salida a las compras navideñas. Algo que en EEUU venía marcado por la tradición del Black Friday, que tuvo lugar el viernes pasado con solo media sesión en Wall Street, y el Cyber Monday, con descuentos especialmente centrados en tecnología y que hoy se celebra en todo el mundo.

Moderna y Pfizer

Enfrente, los que apuestan por extender aún más la remontada de los índices cuentan con el aliciente del sector farmacéutico. Moderna se disparó un 20% tras haber anunciado este lunes que su vacuna alcanza una efectividad del 100% en la respuesta inmune de pacientes de la Covid-19, mientras que ha iniciado ya los trámites para su autorización de urgencia en EEUU y Europa, de manera que sus viales podrían empezar a comercializarse incluso antes de final de año.

Por su parte, Pfizer ha señalado que la aprobación de su antígeno podría ser cuestión de "unos días" en Reino Unido, lo que se tradujo en avances del 1% para sus acciones. Su socio alemán en el proyecto, BioNTech, subió más de un 12% en la Bolsa de Nueva York, donde sus acciones están admitidas a cotización.

S&P sale de compras

Subieron con fuerza también las acciones de la consultora IHS Markit tras conocerse que el gigante financiero S&P Global ha alcanzado un acuerdo para su compra con acciones que valora la compañía en 44.000 millones de dólares.

La operación ha recibido el apoyo unánime de los consejos de ambas compañías y pasa por la entrega de 0,2838 acciones de S&P Global por cada una de la consultora, que este lunes se revalorizan más de un 7,5%.

Coches eléctricos

La automovilística Tesla siguió  en el candelero porque apenas unos días después de haber llamado a la revisión 870 vehículos en China por problemas con la sujeción de una de las piezas del techo de su Model X, ahora hace lo propio en EEUU con unas 9.136 unidades de esta gama fabricados a lo largo de 2016. Tras conocerse las noticias, sus acciones cayeron un 3% y se apean de la cota de los 590 dólares.

Mucho más profundo es el castigo para una de sus grandes rivales en el negocio del coche eléctrico. Nikola se desplomó más de un 26% después de conocerse que General Motors ha rechazado entrar en su accionariado. Ambas automovilísticas han alcanzado un amplio acuerdo de colaboración para el desarrollo de nuevas soluciones de movilidad pero que no incluye el cambio de cromos en sus respectivos capitales.

Yellen, al Tesoro

Además, este lunes se ha conocido que la plataforma de comida a domicilio DoorDash ha iniciado formalmente los trámites para su estreno como cotizada. Aunque las vacunas parecen presagiar un alto en el fuerte incremento de negocio de estas empresas, la compañía se marca el objetivo de recaudar hasta 2.810 millones de dólares con su salto al parqué.

Por último, en un plano más informativo, el presidente electo, Joe Biden, ha confirmado el rumor que en los últimos días tomaba fuerza en los círculos económicos de EEUU. Su candidata para la Secretaría del Tesoro será Janet Yellen, la expresidenta de la Reserva Federal (Fed), que cuenta con un amplio respaldo entre las élites financieras del país.