Las aerolíneas que operan en España bajaron un 6,3% el precio de los billetes en julio -en comparación con el mismo mes de 2019-, cuando muchas de las compañías incrementaron sus operaciones tras la finalización del estado de alarma y trataron de favorecer la demanda, que sigue retraída por el miedo a los rebrotes del coronavirus.

Noticias relacionadas

Según los datos del INE sobre el IPC del mes pasado, la bajada de julio fue la primera tras el confinaminto, ya que la anterior se produjo en enero. Durante los meses de confinamiento los precios subieron de forma moderada. En junio y mayo lo hicieron un 0,9% y un 0,8% en abril y marzo. Previamente, en febrero se encarecieron un 9,1%.

En cuanto al tipo de vuelos, en julio los billetes para volar al extranjero bajaron, un 8,8%, mientras que los de vuelos nacionales se encarecieron un 1,3%. Ese mes, los aeropuertos españoles de la red de Aena registraron 6.987.828 pasajeros, un 76,2% menos que en el mismo mes del año pasado, aunque cerca de siete veces más que en junio, cuando fueron 1.053.780.

De la cifra total de pasajeros comerciales registrada en julio, 3.252.939 viajaron en vuelos nacionales, un 61,9% menos que en julio de 2019, y 3.703.263 lo hicieron en rutas internacionales, un 82,2% menos.