Octubre se presenta muy complicado para Alphabet Inc., la matriz de Google. Si en julio su CEO, Sundar Pichai, era citado por la Cámara de los Representantes para investigar una conducta contraria a la competencia, el nuevo mes supone la apertura de dos nuevos frentes: una posible investigación por parte de China por este mismo tema y una inminente demanda por prácticas anticompetitivas por parte del Departamento de Justicia de Estados Unidos. 

Noticias relacionadas

Con este movimiento, China pasa a la ofensiva tras unos meses en los que la Administración de Donald Trump ha interpuesto varias trabas hacia la proveedora ZTE, la complicada negociación de TikTok, entre otras.

La posible investigación, que las autoridades chinas todavía no han confirmado, surge a partir de una propuesta particular de la también compañía china Huawei. Esta también se ha visto envuelta en los últimos meses en la guerra comercial entre las dos potencias mundiales. Según ha informado Reuters, Pekín está a punto de decidir si emprende una investigación contra la empresa estadounidense en octubre. 

China mira a Europa

Con todo, la investigación se enmarca dentro de una serie de reformas que el país asiático está llevando a cabo en su legislación antimonopolio. El objetivo de esta reestructuración consiste precisamente en endurecer las normas que rigen el mercado para evitar situaciones abusivas. 

En este sentido, las autoridades chinas miran cuál ha sido el comportamiento de otros países para regular el mercado. En concreto, estudian la legislación que ha desarrollado la Unión Europea en este ámbito. En 2018, la Comisión Europea sancionaba a Google con una multa de 1.490 millones por su posición dominante en el sector.

La vicepresidenta de la Comisión y comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager, fue la encargada de resolver el expediente de la multa a Google de 2018. CE

En paralelo, Huawei ha acelerado el desarrollo de su propio sistema operativo, HarmonyOS, para reducir su dependencia de Google y Android en vistas a la escalada de tensión comercial entre países. 

EE.UU. estudia demandar

El Departamento de Justicia de Estados Unidos estudia interponer una demanda a Google por presuntas prácticas anticompetitivas frente a otros buscadores, como Bing. 

Hace dos meses la Cámara de los Representantes sometió a un interrogatorio a las cuatro principales empresas tecnológicas de Estados Unidos, entre las que se encontraba Alphabet Inc. Durante su intervención, Sundar Pichai, defendió la gran competencia que existe actualmente en el mercado de los buscadores, rechazando cualquier tipo de acusación. 

Los fiscales de Estados Unidos todavía están debatiendo sobre la posibilidad de cerrar la demanda a la compañía americana. De confirmarse, el final de año de Google se complicaría. La tecnológica todavía no ha hecho declaraciones al respecto.