Las dos semanas de permiso obligatorio retribuido recuperable de decretó el Gobierno y paralizaron las obras no han afectado lo más mínimo a las previsiones de entrega de viviendas de las grandes promotoras nacionales para 2020.

Noticias relacionadas

Las promotoras inmobiliarias pidieron un mensaje claro al Gobierno desde el inicio del estado de alarma para saber si debían cerrar sus obras. El 29 de marzo el Ejecutivo de Pedro Sánchez ordenó paralización de los servicios no esenciales, la construcción entre ellos, durante dos semanas. El sector, como no podía ser de otra manera, acató la ley y empezó a trabajar en cómo sería la vuelta para garantizar la seguridad de sus empleados. El 9 de abril volvió la actividad y la normalidad.

Otras dos semanas después, con el sector cerca de su ritmo de crucero a pesar de las circunstancias, es momento de analizar el agujero que ha provocado este parón en los planes anuales de entregas de sus promociones en marcha.

Aedas y Habitat, los más optimistas

Para empezar, Metrovacesa y Vía Célere han declinado participar en esta pieza de Invertia. El resto de las grandes promotoras nacionales (Aedas Homes, Habitat Inmobiliaria, Quabit y Neinor Homes) han explicado su vuelta a la actividad y previsiones de 2020.

Desde Aedas Homes confirman que “no hay cambio en el objetivo de entregas para este año”. De hecho, la promotora dirigida por David Martínez explica que “la cobertura de ventas es muy elevada y todas las promociones están en construcción tras retomarse la actividad el pasado lunes 14 de abril -además, esos ocho días de parón laboral se recuperarán antes del 31 de diciembre”.

De hecho, a 26 de marzo, la promotora cuenta con una cartera de reservas que asciende a las 3.074 unidades por un importe de 1.026 millones de euros. Eso significa que, teniendo ya en cuenta el nuevo año fiscal aprobado, la compañía tiene cubiertas el 81% de las ventas de este primer año fiscal (abril 2020 a marzo 2021), el 42% del siguiente ejercicio (abril 2021 a marzo 2022), e incluso el 8% del siguiente (abril 2022 a marzo 2023).

Por su parte, Habitat Inmobiliaria tiene previsto entregar entre 400 y 500 viviendas a lo largo de 2020. Su consejero delegado, José Carlos Saz, confirma que “mantenemos nuestro objetivo de entregas y las 20 obras que tenemos distribuidas en el ámbito nacional se encuentran en pleno rendimiento cumpliendo de forma rigurosa los protocolos marcados por las autoridades”.

El consejero delegado indica que si bien “todavía es pronto para realizar valoraciones en cuanto al futuro inmediato del sector, pero es importante destacar que la práctica totalidad de las viviendas que entregamos este año y una parte muy importante de las que vamos a entregar al año próximo ya han encontrado compradores”.

Actualmente en la venta sobre plano de Habitat Inmobiliaria no existe stock acabado, por lo que la mayoría de las unidades que se entregan este año se vendieron ya hace dos años. “Es por eso por lo que el porcentaje de preventas en las promociones que faltan por entregar este año alcanza ya el 90% del total”, señala Saz.

Neinor Homes, prudente

La promotora vasca Neinor Homes señala a Invertia que “estamos trabajando con intensidad para adecuar los calendarios y que los días de cese de actividad, que al fin y al cabo respondieron únicamente a ocho días laborales, tengan el menor efecto posible”. “A día de hoy no hemos tenido efectos, pero habrá que ir viendo la evolución de la situación”, añade.

A 31 de diciembre, la compañía comandada por Borja García-Egotxeaga tenía un nivel de preventas del 70% para 2020. En la presentación de resultados del primer trimestre de este año actualizarán este porcentaje, si bien fuentes de Neinor destaca que “en general disponemos de altísimos niveles de venta en nuestros proyectos, que nos permiten no tener la necesidad de ajustar precios en las viviendas aún disponibles y, a su vez, nos llevará a generar niveles de caja adecuados para mantener un buen equilibrio de nuestro balance”.

Quabit, pesimista

Por último, la promotora alcarreña Quabit es más pesimista aunque el nivel de preventas para este año al cierre del anterior ejercicio estaba en el 89%. Fuentes de la compañía destacan que los porcentajes de reservas sobre ventas previstas a diciembre y a marzo “no han variado significativamente”.

La compañía fundada y presidida por Félix Abánades comunicó al cierre de 2019 una previsión de entregar 1.200-1.400 viviendas este año. Sin embargo, como ya adelantó en la presentación de resultados 2029, está replanteando los objetivos de entregas a medio plazo.

Tras la obligada paralización de la actividad, Quabit ha reanudado las obras de construcción. No obstante, reconoce a Invertia que “los ritmos de construcción se están ralentizando de manera considerable por la menor afluencia de trabajadores en las obras, lo que previsiblemente se va a traducir en retrasos en las entregas de viviendas ya que, tras una paralización total de los trabajos, arrancar de nuevo las obras lleva un tiempo que confiamos sea el menor”.