Un total de 65 proyectos de instalaciones de energía solar fotovoltaica han sido seleccionados en el programa de ayudas "SolCan”. Esta convocatoria, gestionada por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), ha destinado 20 millones al impulso de las energías renovables en las Islas Canarias. Los grandes ganadores han sido Naturgy, Iberdrola y Ecoener

Noticias relacionadas

Los proyectos provisionalmente adjudicados suman una potencia total de 255 MW de energía solar en la comunidad autónoma, muy por encima de la previsión inicial de 150 MW. El plazo de ejecución de estos proyectos finaliza el 31 de diciembre de 2022.

El programa "SolCan” está cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), destinado a fortalecer la cohesión económica y social en la Unión Europea, corrigiendo los desequilibrios que existen entre sus regiones.

Se trata de la tercera adjudicación de potencia renovable en los territorios no peninsulares, después de la convocatoria para tecnología eólica en Canarias (EolCan) y la convocatoria para tecnología solar fotovoltaica en Baleares (SolBaL). En total suponen la movilización de 115 millones de euros en apoyo público y aproximadamenteb 

De los 65 proyectos provisionalmente adjudicados, 36 se pondrán en marcha en la isla de Gran Canaria por un valor superior a 10 millones de euros y una potencia de 119,5 MW. A su vez, Fuerteventura albergará 18 proyectos, seguida de Tenerife con 6, Lanzarote con 4 y La Gomera con 1.

Los ganadores

Naturgy ha resultado ser la mayor adjudicataria. La compañía se ha adjudicado potencia para las instalaciones en Puerto del Rosario (11 MWp) ubicada en Fuerteventura y las plantas del El Escobar I y II (3,4 MWp cada una), Gran Canaria I y II (6 MWp cada una), Las Salinetas (4,2 MWp), Telde I, II, IV y V (3,6, 1,9, 2,1 y 1,8 MWp, respectivamente) todas ellas ubicadas en Gran Canaria. Estas plantas iniciarán construcción a lo largo de este año y serán puestas en funcionamiento a lo largo del próximo ejercicio.

La energética cuenta con nueve instalaciones eólicas en funcionamiento en Canarias, ocho en Gran Canaria y uno en Fuerteventura. Suman una potencia total instalada de 45,4 MW y que en 2020 produjeron 143,71 gigavatios hora (GWh) de energía, lo que equivale al consumo anual de unos 57.484 hogares.

Además de los nueve parques eólicos con los que cuenta la compañía en la Comunidad Autónoma, la multinacional energética está construyendo un segundo parque eólico en Fuerteventura, el parque eólico Puerto del Rosario, con una potencia instalada de 29,2 MW y que supondrá una inversión de 37 millones de euros. El parque estará compuesto por 8 aerogeneradores y se prevé que su producción anual de energía ronde los 105 GWh al año.

En el caso de Iberdrola ha conseguido el 36% de la potencia total subastada en Fuerteventura. La compañía promoverá los proyectos Huriamen I y Huriamen III, de 6 y 15 MW, respectivamente, y otros 15,5 MW de las plantas fotovoltaicas Llanos Pelaos I, II, III y Blanca Solar, promovidas conjuntamente con Ingeniería y Aplicaciones Solares (Lasol) y Energy Projects & Investment Capital (Energy Capital).

Las plantas se encuentran en tramitación administrativa y su puesta en marcha está prevista entre este mismo año y 2022.

Su desarrollo contribuirá al proceso de descarbonización que impulsa las Islas Canarias, especialmente en Fuerteventura, una zona que forma parte de la Red Mundial de Reservas de la Biosfera y del Plan de Acción de la UNESCO, que contempla potenciar las energías renovables y combatir el cambio climático.

Los resultados de la subasta alinean el compromiso de Iberdrola con la Estrategia Energética de Canarias (EECan25). Es un plan para alcanzar un 45% de penetración de energías renovables en el mix energético de las islas, impactado de forma muy significativa por fuentes de origen fósil.

En Canarias, Iberdrola opera desde 2019 el parque eólico de Chimiche en Tenerife, con una potencia de 18,3 megavatios (MW) y una inversión de más de 25 millones de euros.

Econener

La tercerca del podium es Ecoener, una compañía española que ha conseguido el 15% del total de las ayudas concedidas. La empresa energética se ha llevado un total de 35 MW lo que la convierte en una de las mayores ganadoras del programa y en unas inversiones de 3 millones de euros.
 
De los más de 100 proyectos evaluados, 15 son propiedad de Ecoener, que ocupa los 12 primeros puestos por puntuación de la lista del total de 65 seleccionadas en cuanto a la máxima valoración por calidad, según los báremos de la subasta.

Estos proyectos, financiados por Banco Sabadell, cuentan con las licencias necesarias y se encuentran ya construcción, teniendo prevista su puesta en funcionamiento antes de fin de año. Ubicados en San Bartolomé de Tirajana (Gran Canaria), estos proyectos representan el 25% de la potencia adjudicada total en Gran Canaria y estarán conectados a la subestación de Las Salinas del Matorral, ampliada por Ecoener recientemente.

Además, en línea con el compromiso de Ecoener por el cuidado del medioambiente, los paneles se fijarán al suelo mediante hincados, lo que permite que se adapten al terreno sin necesidad de realizar movimientos de tierra. Esto reduce tanto el impacto medioambiental de los mismos como los efectos nocivos sobre las propiedades agrícolas de los terrenos. 

Las nuevas plantas fotovoltaicas contarán con tecnología puntera única en la isla. Las placas tendrán un seguidor solar e irán equipadas con tecnología PERC que aprovecha la luz infrarroja aumentando la eficiencia de los paneles, que tendrán una potencia de 540Wp por panel.