Ya se ha dado el pistoletazo de salida para comenzar la carrera por liderar la industria del hidrógeno verde entre las energéticas. Todas ellas ven grandes posibilidades para crecer como empresas, pero también para crear empleo, generar sinergias y ayudar a la transición energética y a la descarbonización de la economía. 

Noticias relacionadas

Y el marco adecuado para exponer sus proyectos ha sido durante la Jornada 'Hidrógeno Renovable: Una Oportunidad para España', organizada por el Ministerio para la Transición Ecológica. 

En ella, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado que se destinarán más de 1.500 millones de euros para desarrollar estos proyectos" y así posicionar a España como uno de los países más potentes del mundo.

Iberdrola

El primer turno ha sido para Sánchez Galán, presidente de Iberdrola, que ha asegurado que "tenemos que correr ya que la competencia está creciendo rápidamente".

Galán consideró que la apuesta de España por el hidrógeno verde es "valiente", pero aseguró que "hay que correr y tenemos que hacerlo rápido, ya que si no es así llegarán otros antes", en referencia a países del Norte de Europa, Australia, Arabia Saudí o Chile, que ya están en esta carrera.

Así, indicó que España "puede y debe convertirse" en un referente de producción de hidrógeno renovable y que también podrá exportarlo en forma de amoniaco, representando esta apuesta "una oportunidad única para la recuperación verde".

En este sentido, recordó el proyecto puesto sobre la mesa por Iberdrola, de la mano de Fertiberia, para invertir 1.800 millones de euros para instalar 800 megavatios (MW) de electrolizadores para las instalaciones del grupo de fertilizantes en Puertollano y Palos de la Frontera, que, en su opinión, "cumple con todos los criterios" para recibir fondos europeos, así como las alianzas con Ingeteam y la noruega Nel para impulsar la industria del hidrógeno verde.

A este respecto, consideró necesario la movilización de todos los recursos para ayudar en esta transformación, que cuenta con el respaldo del sector empresarial. "No estamos en tiempos de sueños, sino en tiempos de realidades", añadió al respecto.

Repsol

Después Josu Jon Imaz, el consejero delegado de Repsol, ha anunciado que prevé realizar inversiones por entre 2.200 y 2.900 millones de euros en el periodo 2021-2026 vinculadas a proyectos de la cadena del hidrógeno.

la energética cuenta en cartera con proyectos de 210 megavatios (MW) de hidrógeno renovable producido con biometano, que ahora pasa por ser uno de los productos "más competitivo en costes", así como otros 210 MW con generación eléctrica en sus refinerías de Cartagena y en Bilbao.

Además, el directivo indicó que Repsol apostará en su propia generación renovable por la hibridación. Acompañará sus proyectos verdes con almacenamiento de batería y de bombeo, y puso en valor el proyecto conjunto con Enagás que está llevando a cabo en Puertollano para la producción de hidrógeno utilizando como principal fuente la energía solar, así como proyectos con biocombustibles para el transporte partiendo de residuos y de hidrogeneras.

Endesa

Por su parte, José Bogas, consejero delegado de Endesa, ha señalado que el hidrógeno verde es importante, pero que "la electrificación es el camino más simple para la descarbonización. El hidrógeno verde debe ser un complemento, que no un competidor". 

Además, ha dicho que "ese hidrógeno tiene que ser verde y estar cercano al consumo". Por ello, ha presentado sus planes en las islas. "Endesa está desarrollando proyectos de hidrógeno verde tanto en Canarias como en Baleares". Proyectos que van desde la generación con turbinas, adaptación en la programación de la generación actual, biocombutibles (como paso de transición)", hasta "instalación en polígonos industriales, de los que tenemos hasta tres proyectos, y planes de transición justa en aquellos emplazamientos donde hemos cerrado centrales térmicas de carbón".

Pero para que el hidrógeno verde sea competitivo, Bogas ha pedido al Gobierno que "haya un reglamento más sencillo, que descargue determinadas cargas en la factura para que se pueda bajar el coste de la electricidad". 

Reynés

"El hidrógeno tendría que producirse en cantidades industriales y debe estar cerca de donde puede ser más competitivo", ha dicho Francisco Reynés, presidente ejecutivo de Naturgy. 

"España cuenta con una red de gas que puede estar disponible para el hidrógeno verde", ha añadido.

Respecto a sus planes de hidrógeno verde, Reynés ha recordado que en las comarcas donde han cerrado sus plantas de carbón, la de Meirama (580 MW) y la de La Robla (655 MW), tienen sendos proyectos, en este último en colaboración con Enagás. Sin embargo, "hay problemas de escalabilidad y si no los hubiera, podríamos multiplicar de 7 a 10 la capacidad con la que estamos trabajando". 

Por último, ha pedido que "el Gobierno trabaje con un marco regulatorio en el que se incluyan los certificados de origen, para asegurar que esto sea una realidad".

Enagás

Antonio Llardén, presidente de Enagás, también ha hecho referencia a la colaboración con Naturgy en el proyecto de La Robla, pero además ha añadido que contribuye "a la descarbonización, a la transición justa, a ser tractores de la cadena de valor, a la reindustrialización y al empleo sostenible".

Otro de los proyectos de la compañía gasista es Green Hysland, en el que quiere convertir a España en un hub que exporte hidrógeno verde al resto del continente. 

En su conclusión, ha recogido las palabras del presidente de Iberdrola y ha coincidido en que "tenemos que ser rápidos" para perder el tren. "Y siempre desde una óptica europea". 

Por último, Arantza Ezpeleta, directora general de Tecnología e Innovación de Acciona, ha explicado el proyecto de hidrógeno verde de su compañía en Mallorca. "El objetivo es producir 330 Tn de H2/año", del que también forma parte Enagás. 

Se trata del primer proyecto de hidrógeno verde de un país mediterráneo seleccionado para recibir financiación europea