El próximo domingo 20 de junio, Covirán celebra su asamblea nacional con menos dosis de polémica que la del año anterior que se retrasó a octubre de 2020 por la Covid y terminó con la expulsión de algunos socios críticos con la gestión. Como viene haciendo todos los años, la cooperativa de supermercados dará a conocer sus cuentas anuales, a las que ha tenido acceso Invertia. 

Noticias relacionadas

En el año de la Covid, Covirán registró una cifra de negocio de 566,6 millones de euros, un 13,1% más que en 2019 cuando alcanzó los 492,2 millones de euros. De estos 566,2 millones corresponden a ventas y 14.030 euros en prestación de otros servicios, según las cuentas auditadas por Deloitte. 

El beneficio neto, conocido como excedente de cooperativa en este tipo de negocios, asciende a 2,8 millones de euros en 2020 frente a las pérdidas de 1,6 millones en 2019; mientras que su ebitda es de 3,9 millones frente a resultado negativo de -1,9 millones. 

Asamblea general de Covirán en 2020.

Y aquí, un punto que podría generar cierto enfado entre los socios, es que este año no se va a proceder al retorno cooperativo, es decir, el reparto de beneficios entre socios, según aseguran fuentes cercanas a la empresa a Invertia. Al parecer, según confirman dichas fuentes, se solía repartir el 50% de los beneficios. 

Covirán, que este año celebra su 60 aniversario, no ha querido hacer comentarios relativos a las cuentas ya que primero trasladarán esta información a los socios y socias en la Asamblea General del domingo y después lo harán público a los medios. 

Si bien es cierto, la compañía ya avanzó a este medio que 2020 iban a cerrar con buenos resultados, destacando crecimientos del 10% del sector regional de los ‘súper’ y con más de 130 nuevas altas de supermercados, según adelantó a Invertia en una entrevista José Francisco Muñoz López, director general de Covirán.

Durante la asamblea se conocerá el número de establecimientos con los que cerró el año la cooperativa. En 2019, la cifra ascendió a 2.427 socios en la península, Ceuta e islas y 2.855 puntos de venta (2.563 en España y 292 en Portugal). Estos datos permiten a Covirán mantener su segundo lugar en el ranking nacional del sector por número de establecimientos.

Última asamblea

Esta nueva convocatoria se presenta mucho más tranquila que en la anterior celebrada en octubre de 2020. En ella, se aprobó “por amplia mayoría” las cuentas anuales del ejercicio 2019, respaldando con ello la gestión del Consejo Rector y de la presidenta y consejera delegada del Grupo, Patro Contreras.

Además, la cooperativa terminó con la división interna con la expulsión de dos de los socios críticos. A estos se les acusó de presentar 80 firmas falsas de las 270 que aportaron. Un hecho que, además, está siendo investigado por la vía penal.

Pero con su expulsión no se puso punto final al conflicto ya que desde entonces se han sucedido los procesos judiciales entre socios críticos y empresa con autos a favor y en contra de ambos. 

El último capítulo fue en abril, cuando el juzgado de lo Mercantil número 1 de Granada dio la razón a la cooperativa andaluza y anuló la convocatoria de junta extraordinaria fijada para el día 20 de mayo de 2021, a las 18:30 horas en primera convocatoria y a las 19:00 horas en segunda convocatoria.

El 5 de febrero, este mismo juzgado ordenó a Covirán convocar esta junta donde se debía votar la propuesta de revocación de los miembros del Consejo Rector, entre otros puntos del orden del día. La solicitud procedía de un grupo de socios críticos con la gestión de Covirán agrupados en la plataforma ‘Nos duele Covirán’.

Y, en marzo, otro auto del juzgado de lo Mercantil número 1 de Granada prohibió cautelarmente a Covirán interrumpir el suministro de productos a uno de los socios expulsados durante la Asamblea General.