El Consejo de Administración de El Corte Inglés ha autorizado negociar la potencial adquisición de las participaciones de Dimas Gimeno y su madre en el capital de la sociedad patrimonial IASA, correspondiente al 13% y 9%, respectivamente. Una participación que equivale al 5% del total del grupo de distribución. 

Noticias relacionadas

Según ha informado la compañía a primera hora de este martes, la operación se establece sobre el precio de 145 millones de euros, "que ha sido propuesto por la parte vendedora". La valoración de los vendedores ha tenido en cuenta que se trata de una participación minoritaria en dicha sociedad.

Según las informaciones recopiladas por Invertia, la venta finalmente se ha cerrado en la parte baja de la horquilla planteada originalmente por Dimas Gimeno que se planteó pedir por participación entre 250 millones y 120 millones de euros.

El Consejo de Administración ha autorizado la operación, "siempre que la adquisición de estas participaciones se realice libre de las cargas y gravámenes que actualmente pesan sobre ellas, se confirme el precio y se den las circunstancias que beneficien a todos los accionistas de El Corte Inglés".

Es decir, la compra está a punto de cerrarse y solo podría bloquearla la imposibilidad de que Dimas Gimeno pueda liberar de cargas y graavámenes sus acciones y las de su madre. En cualquier caso, es una operación que en el mercado se da por descontada.

Oferta de Dimas Gimeno

A finales de enero, Dimas Gimeno realizó una oferta a El Conte Inglés para vender el 22% de IASA que posee junto a su madre. Este porcentaje equivale a una participación conjunta indirecta del 5% en el grupo de distribución.

En dicha sociedad, Marta y Cristina Álvarez ostentan el 69%, con lo que controlan de forma indirecta el 15% del capital del grupo de distribución. Dimas Gimeno tiene el 13%, su madre el 9% y su tío César Álvarez otro 9%, siendo su participación indirecta en El Corte Inglés del 3%, 2% y 2%, respectivamente.

Al exdirectivo de los grandes almacenes le urge vender esta participación ya que debe afrontar antes del próximo verano el pago con Hacienda de 70 millones de euros por el impuesto de Sucesiones tras haber heredado de su tío en 2016 las acciones de IASA.

Además, el expresidente de El Corte Inglés ha vendido la participación que tenía a título personal en el gigante de la distribución por un importe de 2,5 millones de euros, como parte de un programa de reventa de acciones que los grandes almacenes reactivaron el pasado mes de noviembre tras su parálisis con motivo de la pandemia.

Según fuentes consultadas por este medio, “como gesto de buena fe para tratar de vender su paquete de acciones en IASA, Dimas Gimeno ha retirado las demandas que tenía contra las hermanas Álvarez". Algo que se produjo concretamente el pasado 4 de enero.

Demandas de Gimeno

Gimeno llegó a presentar hasta cuatro demandas y querellas por la millonaria herencia de su tío, Isidoro Álvarez, padre de Marta y Cristina Álvarez Guil, en las que reclamaba cantidades y propiedades que hubieran cambiado completamente la propiedad de El Corte Inglés. La mayoría de estas las había perdido, pero en alguna cabía recurso todavía.

Además de exigir la devolución de 140 millones en acciones, bonos y otros activos financieros, el sobrino nombrado presidente tras el fallecimiento de su tío en septiembre de 2014 llegó a denunciar en un juzgado hasta la ilegalidad de la adopción de sus primas.