La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha cargado contra Amazon y ha pedido a los barceloneses que boicoteen esta y el resto de plataformas online durante la campaña de Navidad para ganarse el favor del pequeño comerciante que tan mal lo está pasando en esta pandemia. 

Noticias relacionadas

“Nada de comprar en Amazon ni en grandes plataformas que no solo no tributan, sino que no tienen ningún valor añadido en nuestra ciudad, y vayamos a las tiendas, bares y restaurantes que tanto nos han dado”, ha pedido durante la entrega del Premio Barcelona Comercio 2020. 

Así, en apoyo al pequeño comercio que se ha visto perjudicado duramente por las restricciones en Cataluña, ha pedido ir “a las tiendas, bares y restaurantes que tanto nos han dado”. 

Pero de lo que no es consciente la alcaldesa de Barcelona es de que en Amazon venden sus productos algo más 2.000 pymes catalanas, que ven en el gigante del comercio electrónico una ventana para ampliar su negocio.

Amazon cuenta con tres centros logísticos en El Prat, Martorelles y Castellbisbal y otro urbano en Barcelona, que ofrece entregas rápidas a través del servicio Prime Now. A esto se suma un centro de distribución ubicado en Barberá del Vallés y tres estaciones logísticas, ubicadas en Barcelona, Martorelles y Rubí.

“En estos tiempos sin precedentes, empresas como Amazon juegan un papel fundamental a la hora de facilitar a nuestros clientes obtener los productos necesarios para ellos y sus familias. Además, hay que destacar que Amazon trabaja con más de 9.000 pequeñas empresas y comerciantes españoles. Amazon ha invertido más de 2.900 millones de euros en España desde 2011 y en 2020 crearemos un total de 2.000 empleos en nuestro país expandiendo nuestra plantilla hasta por lo menos 9.000 empleados”, han señalado desde la compañía en respuesta a las palabras de la alcaldesa.