Abanca ha activado con carácter urgente un plan especial de crédito destinado a ayudar a las empresas y familias a mitigar el impacto de la pandemia global por Cvid-19.

Noticias relacionadas

El ‘Plan Anticipar’ del banco se dirige fundamentalmente a las empresas, pymes, autónomos, negocios y comercios, para los que moviliza 7.900 millones de euros en líneas de liquidez, y al segmento de clientes mayores, un colectivo especialmente vulnerable ante esta emergencia de salud, que podrá cobrar su pensión de forma anticipada a partir del día 24, según ha comunicado la entidad.

El banco ha activado distintas líneas extraordinarias para apoyar al tejido empresarial afectado por la expansión del nuevo coronavirus y ayudarle a afrontar las necesidades de financiación motivadas por esta situación excepcional.

De esta manera, Abanca pone a disposición de más de 6.000 pymes y empresas clientes, de forma inmediata, más de 1.700 millones en crédito para aportarles liquidez extra que les permita atender potenciales contingencias en su tesorería y atender sus compromisos de pago (nóminas, proveedores…) durante las próximas semanas y meses.

El principal objetivo, según ha informado el banco, es "ayudar a preservar el empleo". Paralelamente, la entidad ofrece créditos por importe de más de 4.400 millones, preconcedidos de manera automática, con una tramitación ágil.

El ‘Plan Anticipar’ de Abanca contempla el apoyo financiero para autónomos, negocios y comercios, un segmento particularmente afectado por esta situación de crisis. Para este colectivo se movilizan cerca de 1.800 millones de euros en crédito preconcedido a corto y largo plazo.

Adelanto de pensiones

Este plan de financiación extraordinaria de Abanca pone el foco en el colectivo de personas mayores debido a su mayor vulnerabilidad ante el escenario actual de alerta sanitaria por el Covid-19. El banco ha decidido adelantar al día 24 de cada mes (o el siguiente día hábil) el pago de todas las pensiones domiciliadas en la entidad, que suman un volumen de 373 millones de euros.

El adelanto del pago de la pensión se realizará de forma automática a los 400.000 clientes que tienen domiciliada su pensión en Abanca. Dado que, con carácter general, la entidad realiza este abono el último día hábil de cada mes, en este mes de marzo los clientes podrán disponer del dinero una semana (cinco días hábiles) antes de lo habitual.

Abanca ha adoptado esta medida en un "ejercicio de responsabilidad para tratar de apoyar y proteger a un segmento de clientes prioritario y con el que el banco mantiene un compromiso histórico". La entidad da servicio a más de 850.000 clientes mayores de 55 años, el colectivo más numeroso en su base de clientes.

Información sobre el coronavirus: