El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha revelado que posiblemente pida una nueva ampliación del estado de alarma al Congreso de los Diputados, lo cual haría que durará hasta el 23 de mayo, plazo hasta el que se mantendría la ‘hibernación’ de la economía.

Noticias relacionadas

Esto plantea la siguiente pregunta: ¿Se mantendrán los expedientes temporales de regulación de empleo (ERTE) por fuerza mayor y a cuyas condiciones excepcionales se han acogido más de medio millón de empresas? Si no se tocan los textos legales aprobados hasta ahora, así será.

Según los reales decretos-ley que en las últimas semanas ha venido aprobando el Gobierno cargados de medidas para paliar la crisis económica, los ERTE se sostendrán el tiempo que dure el estado de alarma, incluyendo sus ampliaciones.

De esta manera, las condiciones de estos expedientes se mantendrán hasta el citado 23 de mayo. Es decir, que en los casos en los que hayan sido aprobados, los trabajadores afectados recibirán prestación de desempleo sin que perder derechos adquiridos y las empresas no tendrán que abonar la cuota de la Seguridad Social, de la que se encargará el departamento que dirige José Luis Escrivá.

Futuro

Sobre la duda de si se mantendrán los ERTE tras decaer el estado de alarma, Sánchez admitido que el Gobierno están valorando mantenerlo en algunos casos y sectores, petición que han hecho tanto sindicatos como patronales.

Por otro lado, ha admitido los retraso en el cobro de las prestaciones de desempleo por el alud de ERTE. “Somos conscientes de que estamos teniendo problemas en la gestión, pero estamos dando pronta respuesta a los trabajadores”, ha afirmado.

Así mismo, ha informado de que el teletrabajo se priorizará al menos hasta que se culmine la fase 3 de la desescalada. Es decir, que lo más probable es que se mantenga esta condición unos dos meses más, hasta finales de junio, una posibilidad que adelantó la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, la semana pasada.