La subida del precio de la luz ha coincidido con la llegada de una borrasca excepcional como el temporal Filomena. La vicepresidenta económica, Nadia Calviño, achacha este incremento del precio al proceso de transición energética en el que España se encuentra inmerso.

Noticias relacionadas

"No podemos hacer pensar a los ciudadanos que la reforma del sistema eléctrico no suponga una subida puntual cuando se da una tormenta como la de estos días", ha explicado la vicepresidenta Calviño.

Calviño justifica que esta subida se debe al momento circunstancial de la borrasca, pero que España se encuentra en la senda de acercarse a "países europeos de referencia" en gestión energética y una rebaja de los costes de un 40%.

En este sentido, ha destacado que "la transición ha supuesto un mejor funcionamiento de los mercados y bajada de los costes", así como el proceso de descarbonización y cierre de plantas nucleares.

Así lo ha explicado esta mañana en una entrevista a cadena SER en la que ha posicionado a favor de la investigación solicitada por la vicepresidenta cuarta de Transición Energética, Teresa Ribera, a Competencia.

Recuperación económica al 7%

Sobre las perspectivas de crecimiento para la economía española para este nuevo año, la vicepresidenta económica ha asegurado que mantiene sus previsiones del 7% a pesar de la tercera ola. Una recuperación que estará ligada al avance de la campaña de vacunación contra la Covid-19. 

En este sentido, Calviño se muestra esperanzada con que a partir de febrero una parte de la población ya esté inmunizada y "podamos recuperar la normalidad". Por otro lado, descarta un nuevo confinamiento domiciliario. "Salud y economía van de la mano", ha recordado, "la economía no puede funcionar bien si no resolvemos el problema sanitario".

Subida del SMI

"A nadie se le escapa que el impacto de esa medida no es el mismo cuando hay crecimiento que cuando hay una caída como la de 2020", ha asegurado Calviño. Así, la vicepresidenta y ministra se ha vuelto a distanciar de la postura mantenida por su compañera de gabinete, la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz.

Hace unas semanas, Díaz comentaba que las negociaciones con sindicatos y patronal sobre la subida del SMI se basaban en la "subida de 30 céntimos por día". Sobre esto, Calviño ha explicado que "este tipo de comparaciones quitan el foco de lo importante". En su lugar, la ministra del PSOE considera que es preferible centrarse en el acceso al trabajo especialmente para segmentos poblacionales que encuentran mayores dificultades, como pueden ser los jóvenes y las mujeres.