Rubiales posando con la Selección. Foto: Facebook (@sefutbol).

Rubiales posando con la Selección. Foto: Facebook (@sefutbol).

Fútbol REAL MADRID

Rubiales: "Debo tener el mismo respeto a Lopetegui que al resto de entrenadores"

Noticias relacionadas

Los ánimos están más relajados entre la Federación y el Real Madrid después del conflicto surgido con Rubiales antes del Mundial por el despido de Lopetegui como seleccionador. El presidente de la RFEF ha vuelto a hablar sobre aquella situación en una entrevista concedida al diario Sport.

"Todo aquello fue sorprendente", dice Rubiales. "Se tomó una decisión en base a unos valores, que nos seguimos ratificando, pero es cierto que debemos pasara página o estaremos toda la vida hablando de ello", explica ratificando su decisión. Sigo pensando igual, pero a la vez Julen Lopetegui debe tener el mismo trato y respeto que los otros entrenadores del fútbol español".

Todavía no se ha reencontrado con Lopetegui

Ha desvelado que todavía no ha se ha visto cara a cara con Lopetegui desde aquel incidente: "No, no me lo he encontrado, pero el otro día me encontré con su preparador físico, con Fernando Hierro en el curso de actualización de entrenadores y estuve hablando con ellos cinco minutos, educadamente, en tono cordial. No me gusta tener problemas con nadie, aunque a veces tomamos decisiones que son muy complejas, sea una o la contraria".

Julen Lopetegui, antes del inicio del partido ante el Viktoria Pilsen

Julen Lopetegui, antes del inicio del partido ante el Viktoria Pilsen EFE

Por último, cuenta cómo se enfrentó a las críticas que recibió después de despedir a Lopetegui: "Vivimos en una sociedad donde se emiten muchas opiniones, hay redes sociales y a mí me encanta que la gente se exprese con libertad. Si lo hacen además con educación, sería perfecto. He jugado de lateral izquierdo en el Levante, he escuchado muchas cosas por la banda, que me hacen ser sensible a las críticas, pero no me afectan a la hora de tomar decisiones".

Después de aquello, Lopetegui se sentó en el banquillo del Real Madrid donde ahora vive una situación límite. Una mala racha de cinco partidos seguidos sin ganar le ha colocado sobre el alambre y tiene en El Clásico un 'match-ball' para seguir siendo el entrenador blanco.