La sede principal de Lilly, en Indianápolis.

La sede principal de Lilly, en Indianápolis.

Empresas OBSERVATORIO DE LA SANIDAD

Lilly adquiere Dermira por unos 988 millones de euros

OBSERVATORIO DE LA SANIDAD La multinacional americana ampliará así su pipeline en dolencias dermatológicas con la inclusión de nuevas terapias

Noticias relacionadas

Eli Lilly y Dermira han anunciado un acuerdo definitivo por el que la multinacional americana adquiere Dermira por 18,75 dólares por acción o lo que equivaldría a 1.100 millones de dólares (unos 988 millones de euros) en una operación en efectivo. Dermira en una compañía biofarmacéutica dedicada al desarrollo de terapias para enfermedades crónicas de la piel.

La adquisición expandirá el pipeline de Lilly en inmunología con la inclusión de lebrikizumab, un nuevo anticuerpo monoclonal en investigación diseñado para unirse con una alta afinidad a la IL-13 y que está en Fase 3 de desarrollo clínico para el tratamiento de la dermatitis atópica de moderada a grave en adolescentes y pacientes adultos a partir de los 12 años.

Lebrikizumab recibió la designación de autorización acelerada, de la agencia americana del medicamento (FDA) en diciembre de 2019. La adquisición de Dermira también expandirá el porfolio de medicamentos comercializados de Lilly con la incorporación de Qbrexsa (glycopyrronium), unas toallitas con medicamento aprobada por la FDA para el tratamiento tópico de la hiperhidrosis axilar primaria (sudor excesivo e incontrolado de las axilas).

Operación estratégica

“Las personas que sufren dermatitis atópica de moderada a grave tienen significativas necesidades de tratamiento no cubiertas y estamos muy esperanzados en el potencial que lebrikizumab tiene para ayudar a los pacientes”, ha afirmado Patrik Jonsson, vicepresidente senior de Lilly y presidente de Lilly Biomedicinas.

“La adquisición de Dermira está alineada con la estrategia de Lilly de aumentar nuestra propia investigación interna mediante la adquisición de activos en fase clínica en nuestras áreas terapéuticas centrales y aprovechando nuestra experiencia en desarrollo e infraestructura comercial para ofrecer nuevos medicamentos a los pacientes.

La adquisición es una oportunidad para incorporar un prometedor compuesto de inmunología que se encuentra en Fase 3 para la dermatitis atópica, a la vez que incorporamos un tratamiento dermatológico probado para la hiperhidrosis axilar primaria. Esperamos completar el acuerdo y continuar con el excelente trabajo desarrollado por Dermira”, ha añadido Jonsson.