El consejero delegado de Ferrovial, Iñigo Meirás y el presidente de la compañía, Rafael del Pino, durante la junta de 2019.

El consejero delegado de Ferrovial, Iñigo Meirás y el presidente de la compañía, Rafael del Pino, durante la junta de 2019.

Empresas

Del Pino (Ferrovial): “Infraestructuras y movilidad van a crear más valor para el accionista”

La compañía defiende en su junta su decisión de desprenderse del negocio de servicios que espera vender en verano por, al menos, 2.500 millones.

Noticias relacionadas

El presidente de Ferrovial, Rafael del Pino, presentó las líneas maestras de la estrategia de la compañía durante la celebración de la junta general de accionistas. El directivo detalló la apuesta de la empresa por realizar una concentración de las inversiones en infraestructuras de transporte y movilidad.

Un discurso que se enmarca en la decisión anunciada el pasado mes de octubre de vender la división de servicios. A lo largo de su intervención, del Pino defendió lo idóneo de esta medida y lo necesario de poner el foco en los negocios de construcción y concesiones. “Los negocios de infraestructuras y movilidad van a crear más valor para nuestros accionistas”.

Respecto a la venta de la división de servicios, el presidente de la compañía afirmó que "se debe a la voluntad concentrar nuestro recursos materiales y humanos en aquello que sabemos hacer mejor, que es el desarrollo y la promoción de infraestructuras".

En este sentido, del Pino espera cerrar la operación de venta "en torno al próximo verano". El objetivo de la empresa es realizar una venta en bloque y captar entre 2.500 y 3.000 millones de euros. En este sentido desde Ferrovial no descartan poder trocear la operación, pero no es la primera opción.

Luz verde a todos los puntos del día

La junta aprobó todos los puntos del día, entre los que se encontraban las cuentas anuales, la reelección y nombramiento de consejeros (presidente y consejero delegado incluidos), el programa de retribución al accionista y la venta de la división de servicios.

En este sentido, fue una junta plácida para Ferrovial. Pese al anuncio de la intención de la compañía de desprenderse de su división de servicios, el acto se celebró sin reproche alguno a esta decisión. Una situación que sorprendió entre las butacas del auditorio donde varios directivos comentaban que esperaban "multitud de preguntas sobre la venta de servicios" y ningún accionista hizo referencia a esta cuestión.

Durante su intervención, el presidente de Ferrovial repasó las magnitudes de los resultados del ejercicio 2018. Las ventas de las actividades continuadas llegaron hasta los 5.737 millones de euros (sin contar la división de servicios), con un incremento del 11,3%, por la mayor contribución de construcción debido al comienzo de grandes obras en Estados Unidos. La facturación en el exterior representó un 77% de las ventas totales. El Resultado Bruto de Explotación (RBE) fue de 484 millones de euros, que en términos comparables hubiese supuesto un incremento del 1,4% frente al año anterior.

Del Pino valoró evolución de los activos de infraestructuras con mejoras en tráfico, rentabilidad. Durante el año pasado aportaron unos dividendos de 487 millones de euros. En 2019 se añadirán los procedentes de NTE de Texas, que pagará dividendo por primera vez.

La cartera de Construcción se acerca a los 11.000 millones de euros, procediendo el 89% de fuera de España. 

La división de autopistas experimentó crecimientos del tráfico en todos los activos de la compañía. Las ventas alcanzaron los 461 millones de euros, por la mayor contribución de las Managed Lanes de Texas. Estados Unidos representa ya el 37,5% de los ingresos. También han crecido los tráficos en los activos europeos como producto de la mejora de las condiciones económicas en los países en los que la compañía está presente.

En aeropuertos, a los buenos resultados de Heathrow hay que sumar los aeropuertos regionales AGS (Glasgow, Aberdeen y Southampton). El número de pasajeros que viajaron por estos aeropuertos también se incrementó en un 4,9%. Además, repartieron un dividendo de 147 millones de libras a sus accionistas, de los cuales Ferrovial recibió 84 millones de euros.