Sucursa de EVO Banco en la calle Serrano de Madrid

Sucursa de EVO Banco en la calle Serrano de Madrid

Empresas

Moody's da el visto bueno a la compra de Evo: Bankinter acelera su foco digital

Moody's considera que la compra de Evo Banco por Bankinter mejorará la posición competitiva del banco que dirige María Dolores Dancausa en la provisión de servicios de banca digital y acelerará la implementación de su estrategia digital, a la que otorga 'crédito positivo'.

Según indica la agencia de calificación en un informe sobre la transacción, la adquisición de Evo Banco mejorará la propuesta de valor digital de Bankinter a medida que se expanda la demanda de los clientes por los servicios de banca digital en España.

Bankinter ('Baa2' estable) planea fusionar Evo Banco con Coinc, una plataforma digital que el banco naranja creó en 2012 especializado en productos de ahorro, con el propósito de convertirse en un banco digital líder en España.

Evo Banco es en esencia un banco digital, como lo demuestran sus cinco oficinas, a pesar de tener una amplia base de clientes de más de 450.000, que en su mayoría interactún con el banco a través de canales digitales. De acuerdo con los datos del banco, el 83% de sus clientes usa el móvil como principal canal bancario.

La fusión, según Moody's, expandirá las capacidades digitales de Coinc incorporando servicios como asistente bancario por voz, gestión de finanzas personales y plataformas big data.

Acorde con su perfil digital, el 55% de los clientes de Evo Banco son menores de 35 años y la mayor parte de ellos ahorradores, mostrando un alto potencial de crecimiento. Su bajo índice de penetración comparado con los clientes tradicionales de Bankinter le ofrece a este banco una oportunidad de impulsar su potencial de rentabilidad a través de la implementación de una estrategia de ventas cruzadas.

El acuerdo con Apollo incluye Avantcard, un pequeña pero rentable entidad de financiación al consumo que opera en Irlanda con activos valorados en 382 millones a 30 de junio. Evo Finance, su división de crédito al consumo en España, no forma parte del acuerdo de compra.

Desde una perspectiva financiera, la transacción tendrá un efecto limitado en el perfil de crédito de Bankinter. Además, los activos adquiridos equivalen a menos del 5% de los activos totales de Bankinter, con lo que el efecto sobre la calidad de sus activos y las métricas de liquidez será menor.

Bankinter espera que Evo Banco alcance el equilibrio en 2019 y comience a aportar beneficios en 2020, mientras que en términos de capital el acuerdo tendrá un efecto de 29 puntos básicos en el ratio CET1 'fully loaded' de Bankinter, con un ratio pro forma CET1 fully loaded tras la adquisición del 11,3% al cierre de junio de este año.

"A pesar del fuerte crecimiento en la pasada década, España está aún por detrás de sus competidores en términos de penetración de la banca por Internet, dejando espacio por un desarrollo adicional de la banca digital en el mercado doméstico", concluye Moody's