Empresas INTERNET

Wikipedia: ‘el negocio’ de la enciclopedia que la Unión Europea ha estado a punto de arruinar

La fundación ingresa más de 87 millones de dólares al año en donaciones y contribuciones.

Wikipedia, la gran enciclopedia colaborativa de Internet, ha salvado esta semana uno de los match ball más importantes de su historia: evitar que el Parlamento Europeo aprobase una nueva normativa comunitaria sobre el copyright. Una medida que se conseguía gracias al voto en contra de los europarlamentarios, pero también a la presión ejercida por determinadas plataformas como la propia Wikipedia que llegó, incluso, a cerrar sus servicios en algunos países -entre ellos- España.

El modelo de la enciclopedia colaborativa ofrece más cosas de lo que muchos conocen Más allá de las consultas sobre cosas concretas, Wikipedia cuenta también con un diccionario, una web citas, libros, fotografías e ilustraciones, noticias, una plataforma educativa e incluso un directorio sobre especies. Todo ello bajo el criterio wiki, que lleva compartir material alrededor del mundo de forma totalmente gratuita y, lo más importante, libre de derechos.

Una multiplataforma que se agrupa bajo el paraguas de la Fundación Wikimedia, que obtiene su contenido de forma altruista por parte de sus usuarios. Sin embargo, en contra de lo que puede parecer, estamos ante una máquina bien engrasada que genera millones de euros al cabo del año y que, posteriormente, se reinvierten en el propio proyecto.

El coste de la infraestructura

Sostener la infraestructura de una herramienta como Wikipedia, que tiene más de 15.000 millones de páginas vistas al mes, tiene un coste, así que sus creadores -con su fundador, Jimmy Wales, a la cabeza-, pensaron que la mejor forma era lograr contribuciones y aportaciones por parte de empresas, particulares y de sus propios usuarios.

De hecho, no es extraño entrar en sus páginas y encontrar textos en los que se apela a los usuarios a donar dinero a la Fundación para mantener el proyecto. Un fórmula que comenzaba nada más nacer, que se hacía de forma puntual y sólo en Estados Unidos, y que ahora se lleva a cabo varias veces al año y a nivel global.

Para hacernos una idea, en 2006 (la primera vez que se lanzó una iniciativa de ese tipo) la fundación recaudó un millón de dólares, sólo en Estados Unidos. El año pasado, con más de 290 lenguas disponibles, lograba ingresar 87,5 millones de dólares, lo que supone un 12,6% más, con una donación media que ronda los 10 dólares. Ahora bien, en esas cifras se incluye también el dinero que aportan los grandes contribuyentes, con cifras que van de 5.000 dólares hasta cifras que no se publican. Ahí encontramos nombres como la Fundación Bill y Melinda Gates, filiales de Apple y Microsoft, la fundación Pfizer o el cofundador de Twitter, Jack Dorsey. Entre todos, aportan algo más de 2,5 millones de dólares.

Obligados a invertir

La maquinaria de generar dinero por parte de Wikipedia es todavía mayor. La legislación le prohíbe disponer de algunas donaciones de forma inmediata, por lo que opta por invertirlas. Todos los años invierte el dinero que tiene en caja para obtener rendimientos. Entre inversiones a corto, medio y largo plazo tenía, a cierre del pasado ejercicio, más de 61 millones de dólares invertidos; la mayor parte en bonos corporativos. ¿Qué rendimiento le da? Pues algo más de un millón de dólares al año.

¿En qué se gasta semejante cifra? Pues básicamente en desarrollar el proyecto Wikipedia y el de la Fundación. Según su informe anual, el 43% del dinero se destina a dar soporte a los distintos proyectos y las webs. Así, por ejemplo, el hosting tiene un coste de algo más de dos millones de dólares; los procesos de donaciones a otros proyectos suponen cerca de 4 millones de dólares, mientras que la partida de personal se lleva 33 millones de dólares cada año.

Esa cifra destinada al pago de salarios es un 6,5% más que en 2016. De hecho, este incremento en empleados es una de las cosas que más preocupa a los wikipedistas más puros, que consideran que esto ya va más enfocado a convertirse en un negocio que en otra cosa.

Como se puede comprobar, Wikipedia tiene una base sólida y quizá, de haberse llevado a cabo el proyecto de reforma del copyright, podría haberse visto resentido en su funcionamiento.