España, tercer país de la UE más proclive a fusiones empresariales.

España, tercer país de la UE más proclive a fusiones empresariales.

Empresas

Las empresas españolas, las terceras de la UE más proclives a fusiones

Servicios profesionales, sector energético, agricultura y servicios financieros, los que más tienden a un proceso de concentración.

España es el tercer país de la Unión Europea, por detrás de Alemania e Italia, cuyas empresas se mostraron más proclives a realizar operaciones de fusión y adquisición durante el año 2017, según recoge el informe International Bussines Report (IBR) de Grant Thornton.

Uno de cada diez empresarios españoles se planteó realizar fusiones y adquisiciones (conocido en inglés como Mergers and Acquisitions, M&A) en 2017, de los cuales un 71% culminaron estas operaciones, esto muestra una mayor concentración empresarial que hace tres años, así como un buena evolución del mercado español.

"Los datos reflejan la evolución positiva del mercado español y cómo, tras la travesía del desierto, la reactivación del mercado de M&A se ha ido confirmando. Hay financiación disponible a bajo precio, estabilidad y expectativas de crecimiento económico", explica Ramón Galcerán, socio director nacional de Financial Advisory de Grant Thornton, quien también apunta a la situación política de los últimos meses como razón por la que "los empresarios se decidiesen a cerrar operaciones en este 2017".

Por encima del 10% de España, el 17% de los empresarios alemanes y el 16% de los italianos pensó en realizar operaciones de M&A. Además, según recoge el informe, los riesgos más importantes de una operación transnacional para los empresarios españoles están en "las cuestiones regulatorias, complejidades tributarias y cuestiones de gestión".

De acuerdo con el informe de Grant Thornton, los empresarios de sectores relacionados con los servicios profesionales (29,1%), el sector energético (28%), agricultura (26,6%) y servicios financieros (25,7%) son los que más tienden a un proceso de concentración, mientras que los vinculados al sector gasístico y petrolífero muestran pocas intenciones de realizar estas operaciones.

Riesgos que pesan en cada sector

Por sectores y con un enfoque global, los riesgos que más pesan en cada una de las actividades resultan diferentes, los directivos de entidades financieras son los que más riesgos identifican a nivel regulatorio a la hora de acometer una operación transnacional con éxito (55%); mientras que los del sector salud son los más preocupados por las complejidades tributarias (43%) y los directivos vinculados con la minería los que señalan en mayor porcentaje (53%) los riesgos regulatorios como un posible obstáculo a la hora de formalizar una transacción internacional.

Asimismo para el empresariado español es clave contar con un asesor que les guíe en la operación, tanto antes como después del cierre de la misma, ya que afirman que la inestabilidad económica y política (17,8%) las dificultades a la hora de integrar el nuevo negocio (17,8%) y las sorpresas regulatorias (14,9%) como las causas principales de que una operación ya cerrada no salga como se preveía en su planificación inicial.

En este sentido, Grant Thornton identifica en su informe hasta 14 retos para llevar a cabo con éxito una operación de M&A, entre los cuales, antes del cierre, están las restricciones legales, la disponibilidad de financiación y las diferencias culturales (antes del cierre de la misma); o las dificultades en la integración del nuevo negocio, la pérdida de personal clave, la falta de apoyo por parte de los proveedores y la inestabilidad política o económica -después del cierre-.