Desempleo

La cifra de paro y afiliación confirma la inercia positiva de la economía española

El número de afiliados aumentó en 63.355 personas en febrero y el paro desestacionalizado bajó en 21.959 personas

Empleado en la fábrica de Ford en Almussafes

Empleado en la fábrica de Ford en Almussafes Getty

Las cifras del mercado laboral de febrero confirman la buena inercia de la economía española. Ni siquiera la ausencia de un gobierno consiguió frenar la contratación en febrero. En concreto, la afiliación aumentó en 63.355 personas, lo que permitió un aumento interanual de la ocupación del 2,97%, el mayor aumento en un mes de febrero desde 2007. Con esta subida, el número de cotizantes en España alcanzó los 17.167.712 empleados, el mayor dato de febrero desde 2011.  

Los sectores que más contrataron fueron los de hostelería, con 21.197 cotizantes más, construcción, con un aumento de 20.584 personas, educación, con 17.172 más y de la industria manufacturera, con 14.342 afiliados más.

En términos del mercado laboral, el mes de febrero suele ser complicado, sin embargo, si se desestacionalizan los datos del paro, esto es, se retira el efecto temporal, las cifras de paro también son positivas. En concreto, el número de parados desestacionalizados se redujo en 21.959 personas (sin desestacionalizar, aumentó en 2.231 parados). De este modo, el total de desempleados sin desestacionalizar se situó en febrero en 4.152.986 personas, 359.167 personas menos que en febrero de 2015, lo que significa que el ritmo interanual de caída del paro se mantiene próxima al 8% (del 7,95%).

En febrero se firmaron 1.377.480 contratos, un 12% más que en el mismo mes del año anterior. De estos, un 10,11% fueron contratos indefinidos, en comparación con el 9,8% de indefinidos que se firmaban hace un año.

El paro sube entre las mujeres

Según los datos de Empleo, el paro masculino bajó en febrero en 200 desempleados, frente a un aumento del paro femenino de 2.431 desempleadas. Así, el total de mujeres en paro se situó al finalizar el mes pasado en 2.261.513 y el de varones, en 1.891.473.

El paro se redujo en febrero en los servicios, donde bajó en 9.753 personas; en la construcción, con 6.724 parados menos, y en la industria, con 3.994 menos. No obstante, el descenso del desempleo en estos tres sectores no pudo compensar los aumentos registrados en la agricultura (+14.029 parados) y en el colectivo sin empleo anterior, que sumó 8.673 parados.

Por edades, el desempleo subió en 12.342 personas entre los menores de 25 años (+3,6%), mientras que entre los mayores de dicha edad bajó en 10.111 personas, un 0,3% menos respecto a enero. En términos interanuales, el paro de los jóvenes menores de 25 años se ha reducido en 36.898 personas, un 9,5%.

La previa, un mal enero

El dato de enero fue peor de lo que esperaban los economistas, ya que el número de parados aumentó en 57.247 personas. Pero la peor noticia fue el descenso del número de afiliados a la Seguridad Social, ya que salieron 204.043 personas.

El mes de enero es tradicionalmente negativo para el empleo, ya que se acaba la campaña de compras navideñas. Sin embargo, este año se perdió empleo en prácticamente todos los sectores. En el comercio se destruyeron 33.614 afiliaciones, en hostelería 28.482, en actividades administrativas 29.059, en construcción 18.985 y en la industria manufacturera se perdieron 12.203 afiliados.