2020 puede ser un año dulce para PharmaMar. La compañía que preside José María Fernández Sousa-Faro ha cerrado un acuerdo con Jazz Pharmaceuticals por valor de 1.000 millones de dólares por su fármaco lurbinectedina por el que ya ha cobrado 200 millones. Pero esta podría ser la punta del iceberg. Esta biotecnológica farmacéutica aspira a ser la primera en comercializar y lanzar el primer fármaco contra el coronavirus Covid-19.

Noticias relacionadas

Según ha explicado Fernández Sousa-Faro, un producto ya aprobado por Australia (no en Europa ni en Estado Unidos), Aplidín, y otros fármacos de la familia, sería el primero en demostrar eficacia contra la epidemia.

Este medicamento tiene como diana la proteína EF1A, que es la que necesita el coronavirus Covid-19 para reproducirse. Con este mecanismo de acción, Aplidín provocaría que la enfermedad quedara inerte e inactiva.

“Pensamos que Aplidín va a funcionar. Pero tenemos que hacer la investigación. Estamos pasando el producto a laboratorios especializados. Sería muy importante”, admite el directivo gallego, que espera que PharmaMar sea la primera compañía en dar con un medicamento indicado contra el coronavirus. “Podremos confirmarlo en menos de un mes”.

En la rueda de prensa que ha celebrado la compañía biotecnológica, su presidente ha defendido que “es más urgente tener terapias” que una vacuna, dado el periodo de desarrollo que necesitaría un antígeno (no podrían tenerse en fabricación hasta septiembre u octubre).

Respecto a los tiempos de aprobación que requeriría esta nueva indicación para Aplidín (que está aprobado para cánceres hematológicos en Australia), la compañía espera (si se prueba que funciona contra el coronavirus) poder comenzar las pruebas con humanos cuanto antes y acelerar los procesos con la Agencia Europea del Medicamento (EMA) y la de Estados Unidis (FDA, por sus siglas en inglés) mediante el sistema conocido como ‘fast track’.

En cualquier caso, Fernández Sousa-Faro, tiene claro con qué agente regulador van a marchar mejor las cosas: “La FDA siempre tiene buena disposición. No es como ir a la EMA, que es como ir al tribunal de la inquisición”.

Test diagnóstico

Pero no es la única novedad que lleva PharmaMar bajo el brazo en materia de coronavirus. Genómica, su compañía de diagnóstico, también está trabajando en un test para detectar el Covid-19.

Según indican desde la compañía, aunque todavía no hay plazos para su lanzamiento, será más sencillo, más rápido y más barato que los que hay a día de hoy disponibles. Además, cuenta con capacidad de distribuirlo en 30 países.

Por otro lado, Fernández Sousa-Faro ha adelantado que, después unos tiempos en los que la compañía no ha podido repartir beneficios, aspira a que durante los próximos pueda mantener una estrategia de repartir dividendos a largo plazo, entre otras cuestiones, por los ingresos que espera obtener por lurbinectedina.

Además, ha anunciado que, para reforzar esta línea, PharmaMar licenciará productos antitumorales en Europa (comprará los derechos de comercialización) para su red comercial en el viejo continente.

En el campo de la I+D, también ha novedades. La compañía quiere pasar tres compuestos oncológicos de la fase de desarrollo preclínico a la clínica, que es la que los acerca a la comercialización si lograr beneficios clínicos con seguridad para el paciente.

Sousa-Faro tiene claro que la apuesta por la I+D se tiene que mantener: “En el banco el dinero no hace nada. Vamos a iniciar nuevas investigaciones, reforzar nuestro ‘pipeline’, licenciar productos y dar dividendos en los próximos años”, ha afirmado.