Grenergy se lanza a aprovechar la euforia por la inversión en renovables y este miércoles ha anunciado una ampliación de capital acelerada por 125 millones de euros. La operación está reservada para inversores institucionales y se produce en el marco del acuerdo alcanzado en su última junta de accionistas.

Noticias relacionadas

Las nuevas acciones a emitir serán de la misma clase que las actuales ordinarias de la compañía, que tienen un valor nominal de 0,35 euros por acción. No obstante, la compañía aún no ha fijado cuál será la prima de suscripción para estos títulos, sino que prevé que "se determine en función de la prospección de la demanda realizada en el marco de la colocación privada acelerada".

Así lo explica Grenergy en la información privilegiada que ha remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ya con la bolsa cerrada a negociación este miércoles. Una sesión en la que, por cierto, las acciones de la renovable han marcado su último precio en los 33,3 euros tras ceder un 2,1%.

Acelerar el plan de negocio

La compañía ha subrayado que esta ampliación de capital tiene el objetivo de ganar músculo financiero para "conectar a la red eléctrica en el corto y medio plazo", ampliar su cartera de proyectos en desarrollo y "reforzar la estructura organizativa y el equipo humano". En definitiva, para "acelerar el plan de negocio de la sociedad", explica el comunicado.

La operación está capitaneada por Barclays, si bien se han contratado también los servicios de prospección de demanda y colocación de BBVA, Oddo BHF, JB Capital y RBC. Asimismo, el banco francés Natixis actúa como asesor ASG de Grenergy. Por su parte, la cotizada española ha asumido un compromiso de no emisión ni venta de acciones por un plazo de 90 días, sujeto a las excepciones habituales en este tipo de operaciones.