Grifols se dispara en bolsa y a contracorriente este jueves en la bolsa española. Sus acciones subían un 8,4% este jueves tras conocerse que la estadounidense Vertex Pharma ha abandonado el estudio de una molécula con la que pretendía rivalizar con los tratamientos a base de plasma que la española está desarrollando para luchar frente al coronavirus.

Noticias relacionadas

La retirada de Vertex llega solo unos días después de que Grifols haya confirmado que ya ha iniciado los ensayos de su inmunoglobulina como tratamiento para la Covid-19. Esta noticia es clave para la española por partida doble, ya que EEUU es su principal mercado internacional y su división de derivados del plasma aporta un 80% de los ingresos del grupo.

El paso atrás de Vertex llega después de haber observado que la molécula VX-814 ha dado lugar a "elevaciones de las enzimas hepáticas observadas" que han llevado a la compañía a concluir que "no se podrían alcanzar de manera segura los niveles de exposición objetivo" que se habían determinado como oportunos para poder hacer de barrera frente a los efectos más adversos de la epidemia.

Investigación

En este sentido, se apunta que "en cuatro pacientes, en las diferentes dosis estudiadas, se observaron elevaciones superiores a ocho veces el límite superior de la normalidad". Sin embargo, la compañía señala que estos niveles de anormalidad "se han resuelto o se están resolviendo", además de que los pacientes permanecieron "asintomáticos".

Los estudios de la estadounidense estaban enfocados en desarrollar un medicamento para tratar la deficiencia hereditaria de la proteína alfa-1 antitripsina, que está relacionada con enfermedades pulmonares y hepáticas. De este modo, "debido a los problemas de seguridad encontrados en un ensayo clínico en etapa intermedia", el proyecto se queda en un cajón.

A consecuencia de esta decisión, las acciones de Vertex Pharma caían un 18% a media sesión en Wall Street.

No obstante, Vertex Pharma no tira la toalla por completo. En un comunicado, la farmacéutica americana explica que, si bien el referido ensayo se ha suspendido "en función de los datos de seguridad y farmacocinéticos", sigue adelante el estudio Fase 2 de la molécula VX-864, que "continúa inscribiendo y dosificando pacientes" con el objetivo de obtener ya resultados "en el primer semestre de 2021".