Acerinox podría estar cerca de sufrir una fuerte tormenta en su mapa accionarial. Nippon Steel ha abierto la puerta a su retirada en la española con la dimisión de los dos consejeros con que hasta ahora contaba en la cúpula de la acerera.

Noticias relacionadas

De momento, Acerinox ha aclarado que su inversor de referencia no ha adoptado "ninguna decisión adicional" sobre un paquete que alcanza un 15,5% de la presidida por Rafael Miranda. Se trata de la segunda posición más relevante en su capital, solo por detrás del 18,6% que aglutina Corporación Financiera Alba.

En una información relevante remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) por parte de Acerinox ya con el mercado cerrado a negociación este miércoles, explica que Nippon Steel tiene ahora el "deseo de configurar la participación como financiera sin participar en la gestión de la empresa". Un movimiento puede abrir la puerta a una eventual desinversión más ágil llegado el caso.

Dimisión por carta

De momento, solo se ha decidido la dimisión de los hasta ahora dos consejeros dominicales con los que la japonesa contaba en Acerinox. Tanto Ryo Hattori como Mitsuo Ikeda "han comunicado su renuncia por carta al presidente", recoge la comunicación remitida al supervisor.

La metalúrgica española ha recogido en el comunicado que "según manifestación expresa en la cartas, ello no supone que a día de hoy Nippon Steel Stainless Steel Corporation haya adoptado ninguna decisión adicional sobre su participación".

Al cierre del primer semestre del año, Acerinox registró un beneficio neto de 2 millones de euros, un 87% menos que el mismo periodo del ejercicio anterior. Una caída que se atribuyó a un ajuste de 43 millones de euros por el deterioro de los activos de Bahru Stainless.