La Unión Europea, a través de su dirección de Competencia, ultima la resolución sobre la joint venture de producción de contenidos de Telefónica y Atresmedia. Las fuentes consultadas por Invertia indican que se espera un fallo favorable para los próximos días y que -si nada se tuerce- podrían tener el plácet definitivo a más tardar en julio.

Noticias relacionadas

Telefónica y Atresmedia firmaron en septiembre del año pasado la creación de una gran factoría audiovisual -participada al 50% por cada uno- que unificará sus divisiones de producción de contenidos y que quiere suministrar contenidos  de manera global a grandes plataformas internacionales como Netflix, Disney+ o HBO.

Una vez que se reciba la autorización formal, la compañía ya está lista para echar a rodar casi en ese mismo momento. De hecho, este periódico ha podido saber que ya hay muchos proyectos a la espera de poder ser ejecutados por la nueva compañía y que incluso ya están acondicionadas en el centro de Madrid las oficinas de la nueva empresa.

Estructura

Como ya contó Invertia, Telefónica y Atresmedia eligieron a Ignacio Corrales, actual responsable de Atresmedia Studios. Corrales tiene una larga experiencia en producción y ha sido director general en Vértice 3060, vicepresidente de Lavinia y director de TVE.

Desde enero del año pasado es director general de Atresmedia Studios y como responsable de la nueva compañía estará en contacto directo tanto con Sergio Oslé, presidente de Telefónica Vídeo y Javier Bardají, director general de Atresmedia. 

La nueva compañía se constituirá con la suma de Atresmedia Studios, la factoría de cine y series de Atresmedia, y Movistar Originales, el área de producción propia se series de Telefónica. Esto significa que todos los esfuerzos de producción se canalizarán a través de la joint venture, aunque podría existir la posibilidad de realizar proyectos por separado si es que la participada los rechaza.

Producción para OTT

La unión de las dos compañías resolverá cosas prácticas como la inversión en cine español que la ley obliga a compañías audiovisuales. De esta manera, la nueva factoría audiovisual unificará la inversión que hasta ahora hacían por separado Movistar y Atresmedia en un 3% único para cine español y un 5% total si sumamos cine europeo.

El objetivo del nuevo proyecto es constituirse como un gran productor de contenidos a nivel global. Por supuesto, producirá contenidos para Movistar+ y Antena 3, aunque la importancia del acuerdo radica en que la producción estará enfocada en la internacionalización de los contenidos y en la colaboración con Netflix, HBO, Amazon, Apple+ y Disney+ para su comercialización a nivel mundial.

Entre las dos compañías invierten unos 200 millones de euros al año en series. En el lanzamiento de Movistar Originales, Telefónica se comprometió a invertir 300 millones en contenidos. En el caso de Atresmedia Studios facturó unos 100 millones de euros con la venta de series a otras plataformas durante el año 2019.