Mediaset ha contestado a la información publicada por EL ESPAÑOL sobre el rechazo de todos los compromisos propuestos por esta cadena y Atresmedia para llegar a un procedimiento de terminación convencional con el que los dos grupos buscaban que el expediente por colusión publicitaria abierto hace un año por la CNMC, se saldase sin una multa. Por el contrario, las informaciones confirmadas por este diario indican que el regulador estudia la imposición de un “multazo” de hasta los 100 millones de euros.

Noticias relacionadas

En un duro comunicado, la cadena de Paolo Vasile carga duramente contra el presidente de la CNMC, José María Marín Quemada acusándole de “animadversión personal”. En su nota, la cadena dirigida por Paolo Vasile elabora un relato en el que culpa a Quemada de una persecución que, a su juicio, existe desde el año 2015, señalando las ocasiones en las que Quemada ha demostrado que la resolución "parece ya decidida antes de tiempo".

“No sorprende esta resolución a la vista de la animadversión mostrada públicamente de forma reiterada por el presidente de la CNMC, José María Marín Quemada. Ya en el año 2015, el presidente de la CNMC comenzó a realizar sus primeras declaraciones a este respecto, dejando de lado la discreción y objetividad que deben regir las intervenciones públicas del máximo representante de una institución como ésta, afirmando que “debería haber al menos cuatro grandes actores para asegurar la competencia””.

Y continúan indicando que en septiembre de 2016, en una entrevista concedida a RNE, el presidente de la CNMC afirmó que a su organismo “le produce incomodidad y le preocupa mucho” el posible dominio de mercado que tienen los dos grandes grupos de comunicación, asegurando que “tiene mucho que ver con los sucesos del pasado, que han hecho que, a través de concentraciones de canales, tengamos en estos momentos dos grupos de referencia en televisión, y otros dos grupos más pequeños a los que no llega la publicidad”.

“El pasado 8 de abril de 2019, cuando la CNMC ya había abierto a Mediaset España el expediente sancionador, Marín Quemada volvió a manifestar, en el marco del ‘Fórum Europa.Tribuna Euskadi’, su gran preocupación por lo que, a su estricto juicio personal, consideraba “un duopolio tremendamente inquietante en lo que supone para los costes de las empresas, y extraordinariamente malo para lo que tienen que pagar los ciudadanos”. En este foro, el presidente de la CNMC afirmó que “las empresas son los anunciantes de las televisiones, y si dos se ponen de acuerdo, esto es extraordinariamente malo para los consumidores de espacios de publicidad, que les genera un incremento del coste””. 

Finalmente concluye haciendo un llamado a que el consejo de la CNMC no acepte la propuesta de sanción adelantada por este periódico. “Aun así, ante una resolución que parece ya decidida antes de tiempo, Mediaset España confía en que el Consejo de la CNMC estudie y decida desde la independencia y rigurosidad, dejando a un lado la posición parcial y personal del señor Marín Quemada, y espera que, tras un análisis profesional y objetivo, concluya que Mediaset España no ha incurrido en ningún comportamiento ilícito en el desarrollo de todas sus actividades, incluidas las comerciales, que son las que ocupan este expediente”.