La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, desaconsejó hacer las reservas de vacaciones para verano ante la imposibilidad de hacer pronósticos fiables sobre los efectos de la pandemia del coronavirus. Ante estas declaraciones y la propia situación, hoteleras como Riu, Barceló y AC Hotels by Marriott dan por perdida prácticamente toda la temporada de verano, especialmente a lo que se refiere al turismo internacional.

Noticias relacionadas

“En destinos estacionales, como las islas Baleares o Andalucía, empezamos a considerar que la temporada está perdida y con ello, prácticamente todo el año”, señalan a Invertia desde Riu. Premisa que comparte con el presidente de AC Hotels by Marriott, Antonio Catalán, quien recientemente también aseguró que no “habrá turismo, pero la gente no va a estar muy alegre para irse de vacaciones”.

Y ahí es donde Riu pone sus esperanzas. “En otros destinos con un clima más cálido durante todo el año, como las islas Canarias o el Caribe, vivimos un gran parón que quizá podamos reactivar hacia finales de año”, señalan.

Turismo nacional

Solo el turismo nacional parece que “existe un cierto grado de negocio local y nacional que puede ser el primero en reactivarse, pero para retomar la operación, en destinos como Baleares o Canarias, dependemos fuertemente de la conectividad aérea”, apunta. 

Algo más escépticos se muestran desde Barceló. “Todo hace pensar que será un verano complejo con una gran dependencia del mercado nacional por las restricciones áreas entre países y las recomendaciones de las autoridades de cada país respecto a viajar al extranjero”, explican desde la hotelera Barceló. 

Pero habrá que esperar a la evolución de la pandemia y si las medidas de confinamiento adaptadas han dado resultado. “Nosotros estamos trabajando sobre todos los escenarios posibles”, aseguran. 

¿Y la recuperación?

El escenario es complejo y más en un sector donde los ERTE parece que se extenderán en el tiempo. De hecho, muchos hoteleros han tenido que recurrir a la fórmula de vender bonos. “Es pronto para hacer predicciones. No sabemos cuándo podremos reabrir y tampoco con cuánta ocupación”, señalan desde Riu.

“La recuperación de los mercados internacionales va a depender mucho de cómo consigan salir de esta crisis cada uno de los países emisores que son relevantes para España. Cada uno está llevando una estrategia y una marcha distinta y de la efectividad de sus medidas de gestión de la crisis dependerá el inicio de la recuperación”, sentencian.